Bañarse todos los días es un tema de higiene, pero cuando se trata del cabello quizás no es lo más prudente, ya que la limpieza dependerá del tipo de cuero cabelludo y de si tu cabello ha pasado por procesos químicos fuertes.

El tipo de piel, los tratamientos que te hagas en el pelo y tu tipo de cabello son factores que influirán a la hora de decidir con qué frecuencia debes lavártelo.

Mejora la salud de tu cabello con aceite de coco

En el caso de las personas con cuero cabelludo graso, su limpieza debe darse con un champú neutro y pasando dos días, ya que si es diario el resultado será dejar reseco el cabello; y en caso de ser un cabello tinturado, llegará a perder el color o tratamiento que tenga hecho.

Lynne Goldberg, dermatóloga y directora de la clínica para el cabello de Boston Medical Center, comparte en una publicación para Business Insider que las personas que se lavan mucho el cabello “acaban secando el cuero cabelludo y produciendo mucho más aceite, por lo que el resultado, a la larga, no es un pelo limpio”.

Elige un champú específico para el pelo graso. Imagen: Pexels

Los cabellos normales, por otro lado, deberán lavarse pasando dos o tres días, así lo recomienda Paola López, estilista y dueña del centro estético Cool Braids Bar. Además indica que es necesario el uso de agua fría y utilizar un champú suave o neutro para uso diario. En este aspecto, López hace énfasis en el uso de productos profesionales recomendados por estilistas.

La especialista tiene más de tres años de experiencia y constantemente nutre a sus seguidores con contenido interesante sobre el cuidado de cabello.

En caso de tener un evento importante puedes optar por el uso de champú en seco, pero no debes usarlo diariamente, porque no sustituye el uso del champú neutro convencional que permitirá una limpieza profunda. Por ello es importante recordar hablar estos temas con un profesional, ya que analizar las mejores opciones y tener un buen asesoramiento es ideal en temas de salud y belleza.

Finalmente, según indica un estudio de la Universidad de Columbia, las personas con el pelo rizado también tendrán el pelo menos graso, por lo que no necesitarán lavárselo tan a menudo; pero si tienes el pelo liso, este tiende a ensuciarse mucho más. (F)