Expertos respaldados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) temen que el síndrome respiratorio de oriente medio (MERS, por sus siglas en inglés) _mejor conocido como ‘gripe del camello’_, se propague durante el desarrollo de la Copa Mundial de fútbol de la FIFA que se desarrolla en Qatar, país que limita con Arabia Saudita, donde la infección se informó por primera vez hace una década.

Docenas de personas se han enfermado con MERS, una enfermedad más mortal de covid-19, en la nación anfitriona del Mundial durante la última década. Aproximadamente el 30% de las personas que han contraído esta enfermedad han muerto, aunque algunas personas solo tienen síntomas leves.

Los expertos en enfermedades enumeraron el MERS, causado por el coronavirus del síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS-CoV, por sus siglas en inglés), como uno de los ocho posibles “riesgos de infección” durante el torneo de cuatro semanas. El covid-19 y la viruela del mono fueron nombradas como las dos amenazas más probables.

Publicidad

Expertos indicaron a la revista New Microbes and New Infections que la Copa del Mundo “inevitablemente presenta riesgos de enfermedades infecciosas”.

Patricia Schlagenhauf, epidemióloga del Centro Colaborador para la Salud de los Viajeros de la OMS, y su equipo dijeron que esto se aplica a Qatar y los países vecinos.

Las enfermedades también podrían exportarse a otros países, como Gran Bretaña y EE. UU., debido a la gran cantidad de fanáticos que han viajado a la nación árabe para ver el torneo, sugirieron los expertos.

Gran Bretaña solo ha registrado cinco casos de MERS, el más reciente en un viajero de Medio Oriente en agosto de 2018.

Publicidad

Se cree que el camello es el huésped natural del virus, que es de la misma familia que el virus detrás de la pandemia de covid-19.

Medlineplus indica que el virus puede propagarse entre personas que tienen contacto estrecho. Esto incluye a los trabajadores de salud que atienden a las personas con MERS.

El período de incubación de este virus no se conoce con precisión. Se trata del lapso que transcurre entre el momento en que una persona se expone al virus y en que presenta los síntomas. El período de incubación promedio es de aproximadamente 5 días, pero hay casos en que se presentaron de 2 a 14 días después de la exposición.

El Daily Mail indica que las autoridades de salud británicas recomendaron a todos los viajeros evitar tocar a los dromedarios También que eviten beber leche u orina de camello o comer carne de estos mamíferos que no se haya cocinado adecuadamente.

Publicidad

No existe un tratamiento específico para la enfermedad. (I)