Científicos han descubierto el virus Kiwira, un tipo de hantavirus, en murciélagos de cola libre en Tanzania y la República Democrática del Congo, aunque por ahora no hay evidencia que demuestre que este patógeno represente una amenaza para los humanos. En todo caso, los investigadores están realizando estudios de seguimiento.

Los hantavirus generalmente se encuentran en roedores y se transmiten a los humanos a través del contacto con animales infectados; pueden desencadenar síntomas leves parecidos a los de la gripe, pero también sangrado excesivo e insuficiencia renal. La enfermedad puede matar hasta un tercio de las personas a las que infecta.

Los investigadores, dirigidos por Sabrina Weiss, jefa de salud pública del Centro para la Protección de la Salud Internacional en Berlín, notaron que los murciélagos de cola libre cubren “grandes regiones” del África subsahariana.

Publicidad

Se conoce que la especie habita “dentro y alrededor de las viviendas humanas”, por lo que “se debe considerar un posible contagio del virus Kiwira a los humanos”, advirtieron los científicos.

Una investigación se realizará entre los murciélagos de la zona para comprender mejor su composición y para analizar si es posible que el virus se propague a los humanos. Hasta ahora no se han detectado casos en personas, pero los investigadores dijeron que el hantavirus a menudo desencadena síntomas generales parecidos a la fiebre, por lo que puede ser difícil de detectar.

La forma en que la enfermedad puede afectar a los humanos depende del tipo de hantavirus que sea.

Actualmente, no hay mucha evidencia que sugiera que el virus Kiwira plantea un problema significativo para los murciélagos, ya que solo a seis de los 334 murciélagos de Tanzania y a uno de los 49 murciélagos de la República Democrática del Congo se les detectó la enfermedad.

Publicidad

Todos los murciélagos positivos para hantavirus obtenidos de Tanzania eran murciélagos de cola libre de Angola, también conocidos como Mops condylurus, que pertenecen a la familia Molossidae.

El único murciélago positivo de la República Democrática del Congo era macho; sin embargo, no se pudo determinar la especie de este murciélago.

Los murciélagos negativos para hantavirus pertenecían a las familias Molossidae (89), Pteropodidae (226), Hipposideridae (1), Rhinolophidae (3) y Vespertilionidae (39), mientras que las 18 especies de murciélagos restantes no pudieron identificarse.

Los virus se transmiten principalmente a los seres humanos a través del contacto con la orina, las heces y la saliva de un animal infectado. Sin embargo, en casos raros, los virus pueden propagarse entre humanos. (I)