Un niño de 13 años con una condición progresiva de por vida regresó a casa después de semanas en el hospital con covid.

Seth Burke contrajo el virus pocos días después de convertirse en el primer usuario de silla de ruedas en ser miembro del Parlamento de la Juventud de Gales en Reino Unido.

Él es más vulnerable a los efectos debido a su condición y ha estado luchando por su vida en cuidados intensivos.

Seth dijo que no quería que nadie más pasara por esta “aterradora” experiencia e instó a la gente a vacunarse.

Publicidad

Seth tiene distrofia muscular de Duchenne, lo que hizo que su tratamiento para la covid fuera más complejo.

Dio positivo por covid el 13 de diciembre y empezó a empeorar unos días después cuando su temperatura subió y se sintió muy mal.

Fue llevado al Hospital Universitario de Gales en Cardiff y, después de deteriorarse aún más su estado, ingresó en cuidados intensivos, donde lo pusieron en ventilación no invasiva para ayudarlo a respirar.

El día de Navidad, sus padres se prepararon para lo peor cuando su pulmón colapsó, pero se recuperó y, hace unos días finalmente volvió a casa.

Publicidad

FOTO FAMILIAR Seth finalmente regresó a casa después de semanas en el hospital, pero sus padres dijeron que sentirá los efectos de la covid por algún tiempo.

Seth dijo que toda la situación era “bastante aterradora”.

“Realmente no sabía lo que estaba pasando en ese momento, es un poco borroso”, dijo.

“Había muchas máquinas y pitidos. Eran muy fuertes, no eran muy agradables y solo quería irme a casa”.

La madre y el padre de Seth, Lisa y John Burke, dijeron que habían tenido que enfrentar la posibilidad de perderlo.

Publicidad

“Creo que en esa madrugada de Navidad, cuando tuve que llamar a Lisa y decirle que realmente se había ido cuesta abajo, estaba realmente asustado”, cuenta el padre.

“Todas estas cosas pasan por tu mente y existe la posibilidad de que lo pierdas”.

“Afortunadamente, tuvo todo el apoyo de los médicos y las enfermeras de la unidad de cuidados intensivos, que fueron realmente brillantes, y logramos sacarlo adelante”.

“Me alegro de que estuviera en el lugar correcto en el momento correcto”.

Publicidad

Para el día de Año Nuevo, Seth se había recuperado y estaba fuera de la unidad de cuidados intensivos y de vuelta en una sala de hospital jugando y viendo televisión.

Sin embargo, sentirá el impacto de la covid por algún tiempo. Sus padres dijeron que está mucho más débil y se cansa mucho.

FOTO FAMILIAR La familia está teniendo una celebración navideña tardía.

Sus pulmones necesitan repararse y tiene soporte de ventilación para ayudarlo a respirar por la noche.

Seth tampoco podrá unirse a sus amigos en la escuela todavía debido a los temores a otras cepas del virus. Tendrá su primera dosis de la vacuna el próximo mes.

John Burke dijo que su hijo era un “verdadero luchador” y agregó: “Estoy increíblemente orgulloso de él.

“Conozco pacientes adultos que no aguantarían ni la mitad”.

“Es realmente resistente, realmente fuerte, siempre tiene una sonrisa en su rostro y solo quiere hacer una broma y conversar con la gente”.

La familia tendrá ahora celebraciones navideñas tardías. Finalmente podrán abrir sus regalos juntos y tener una verdadera cena.

Seth dijo que espera que su historia sea un mensaje de impacto.

“No quiero que nadie se enferme tanto como yo y quiero que la gente esté bien”, dijo.

“Si no se siente bien, hágase una prueba y, si puede vacunarse, vacúnese”.

Los niños pueden contraer covid. Sé que la gente dice que no pueden, pero definitivamente pueden y lo sé porque lo he tenido”.

“Quiero agradecer a todos los médicos y enfermeras que me han ayudado a mejorar”.

“He tenido muy buena atención, me han hecho sentir mucho mejor y todos los médicos y enfermeras son muy amables”.