Varias recicladoras del centro de Guayaquil fueron intervenidas este viernes por la Policía y autoridades municipales por receptar artículos robados.

En uno de los predios allanados se encontraron decenas de medidores de agua, algunos de ellos nuevos y aún envueltos en plástico.

Una representante de la Empresa Municipal de Agua Potable y Alcantarillado de Guayaquil (Emapag), que intervino en el operativo indicó que durante el 2021 la entidad ha receptado unas 3.000 denuncias por robos de medidores de agua, y que la mayoría de estos casos se han registrado en el centro de la urbe.

Se indicó que las recicladoras pagan $ 3 por cada medidor a los chamberos para obtener el cobre.

Personal de Emapag explicó que el cometimiento de este delito afecta a la comunidad, pues al robar un medidor al usuario lo dejan sin el servicio y con fuga de agua potable hasta que pueda llegar una cuadrilla a reparar el daño e instalar un nuevo equipo.

La Dirección de Justicia y Vigilancia del Municipio informó que son cinco locales los clausurados en el sector de las calles Rumichaca y Francisco Campos, cerca del Mercado Central.

Además, se sancionará a los dueños de los predios y se analiza si derribar uno de los inmuebles por su estado de vetustez. (I)