Al recorrer Guayaquil parece un lugar con pocos espacios verdes, sin embargo, dentro de los perímetros de la ciudad -la mayoría en los extremos- hay más de 15 áreas para disfrutar de la naturaleza y practicar deportes como senderismo, ciclismo o correr.

Todos estos sitios son áreas protegidas por el Municipio o el Estado, por lo que está prohibido: maltratar la flora y la fauna, botar basura, beber bebidas alcohólicas, dañar las instalaciones, hacer fogatas o realizar cualquier actividad no permitida en espacios públicos.

Entre los lugares están:

1. Cerro Blanco

Está en el km 16 de la vía a la costa, del lado derecho en dirección a la playa. Es una reserva privada de 6.078 hectáreas, que limita con cerro Azul y el Bosque Protector La Prosperina. En su territorio se encuentra el bosque seco mejor conservado de Guayaquil.

Publicidad

El bosque seco de Cerro Blanco es el mejor conservado de la ciudad. Fotos: Archivo.

El valor de la entrada está entre $ 3 y $ 6. Hay cuatro opciones de senderos y todos se hacen con guía (tiene un costo adicional y máximo lleva a seis personas). Los senderos son:

  • Buena vista: de 1 km, apto para personas de toda edad, de nivel fácil (valor de guía: $ 12 español, $ 30 inglés).
  • Canoa: de 1,5 km; su atractivo es la quebrada Canoa. Apto para todo público, de dificultad baja. Tiene dos miradores y una glorieta con hamacas ($ 15 español, $ 35 inglés).
  • Higuerón: de 3 km y unas 3 horas de duración. Se asciende a la montaña 350 msnm. Apto para personas de 16 años en adelante, con buen estado físico. No recomendado para adultos mayores ($ 20 español, $ 40 inglés).
  • Mono aullador: es el más largo de todos, de 6,5 km y unas 5 horas de recorrido hasta la cima de la montaña. Al igual que el anterior, es recomendado para gente con buen estado físico, pues su dificultad es alta. Se llama así porque, dependiendo del clima, se puede observar esta especie de monos. ($ 25 español, $ 50 inglés).

Además de los senderos, en Cerro Blanco se puede acampar ($ 35 en español y $ 65 en inglés) y realizar avistamiento de aves (desde $ 75), etc. Si el grupo visitante es de máximos seis personas y no desea hacer ningún sendero, puede pagar la tarifa de ingreso y usar el área de pícnic. Próximamente se podrá andar en bicicleta por el bosque en la Bicirruta Familiar Rueda Verde.

¿Qué se puede ver en Cerro Blanco? Hay unas 700 especies de plantas vasculares, 54 especies de mamíferos, 24 de murciélagos y más de 214 de aves. También, reptiles y anfibios. Debido a la presencia de animales silvestres, no se puede llevar mascotas. Actualmente funciona con reservas previas (dos-tres días hábiles de anticipación). El horario para visitas es de 08:00 a 16:00. Para más información comunicarse al 098-622-5077.

2. Espol y Bosque Protector Prosperina

La Espol, campus Gustavo Galindo, en el km 30,5 de la vía Perimetral, mantiene sus puertas abiertas al público para que realice trekking, ciclismo y otras actividades físicas de montaña en sus instalaciones. Hay varias zonas para elegir:

Este es uno de los trillos del bosque de Teca en la Espol, de nivel medio-alto.
  • Área del lago: alrededor del lago de Espol hay varios trillos de ciclismo de distintos niveles. El más fácil es el de la ciclovía que rodea al lago, que también se puede hacer a pie. Los demás trillos no están diseñados para caminar, pues las bicicletas bajan a gran velocidad y podría ocurrir un accidente. Los trillos que están en el bosque de teca son de nivel fácil y medio y los que están en el área de la capilla (Panda, RCN, España, DH, Adrenalina, PTP y Flow) son de mayor dificultad. No los recorra si no tiene una bicicleta con buenos frenos, casco y otros implementos de seguridad. Si no tiene experiencia, no es recomendable ir los fines de semana, porque están llenos de ciclistas.
  • Área Bosque Prosperina: a un par de minutos a pie de la entrada principal de la Espol, a la izquierda, está el desvío a varios trillos de dificultad alta: Pazmiño, Carbonero (alto y bajo) y otros. Este bosque se conecta con cerros Azul y Blanco, en donde hay otros caminos, indicados posteriormente. Existen otras rutas de mayor dificultad, y hay muchas zonas protegidas por las cuales no se puede circular.
  • Área de Bomberos: desde las instalaciones del Cuerpo de Bomberos se puede subir los cerros Azul y Blanco. Para ir a cerro Azul se atraviesa la ruta Aledaño (con dos subidas grandes y luego una larga bajada) hasta llegar a la Y. Al tomar la ruta 507 ya es terreno de cerro Blanco. Para ir a cerro Azul hay que tomar aledaño desde la Espol y al final de las dos grandes subidas, girar a la izquierda y avanzar hasta llegar a Monerías de subida hasta las antenas de cerro Azul. Espol Bike Park es el que se encarga de mantener en buen estado los caminos. Puede contactarlos en su cuenta de Instagram, pedir más información y hacer donaciones para ayudar a preservar los trillos.
  • Por último, en la Espol hay una ciclovía que llega al rectorado y caminos de asfalto para caminar y andar en bicicleta, si recién está empezando a practicar estas actividades. Al dar la vuelta a la universidad hay una casa de madera con vista al lago en la que se puede descansar y hacer pícnic. En esa parte hay acceso para sillas de ruedas.
Este es el área del lago en donde se puede hacer pícnic. Foto: Diana González.

Entrar a la Espol no tiene costo. El horario de entrada es de 06:00 a 16:30 y no está permitido ingresar en auto (hay que parquear afuera). La universidad sí permite la entrada de mascotas al área del lago y ciclovías, pero no debe llevarlas a la zona alta de las montañas (bosque Prosperina), por la presencia de fauna silvestre.

3. Rutas Aledaño y 507

La ruta 507 es un camino de tierra y piedras construido hace más de 10 años, de más de 300 metros de desnivel, hasta la cima de una de las elevaciones de cerro Blanco (que está a 507 msnm), en donde hay una antena. Desde allí se puede bajar por la misma vía (dificultad media-alta) o por otros caminos de dificultad alta (trillo Nefi, hoy llamado 508, construido hace unos ocho años, por ejemplo). También se puede hacer caminando, son más de tres horas hasta arriba y otras dos para regresar. Desde arriba, se puede ver hacia el norte y el oeste (manglares) de Guayaquil.

Publicidad

A la izquierda, grupo de ciclistas en la cima del 507. A la derecha, vista desde Aledaño hacia la Espol y norte de Guayaquil.

Hay que llevar mucha agua, pues en la zona no hay tiendas. Debe decidir bien las rutas, porque los cerros no tiene accesos fáciles, en caso de que ocurra algún accidente. Es poco frecuente, pero puede encontrarse con animales como culebras o saínos. Siga el camino trazado, no se acerque a los animales. Cumpla las reglas de toda área reservada, indicadas al inicio del texto.

4. Cerro Azul

Es también conocido como Antenas y se puede acceder a este desde la Espol o desde un camino junto al Panteón Metropolitano (este acceso no siempre está abierto). Si sube desde el panteón, demorará máximo dos horas en llegar a la cima (en bicicleta). Desde allí puede bajar por las rutas Monerías y conectarse con Aledaño en la Espol. Es de dificultad media-alta, sobre todo la bajada, por lo que debe tener una bicicleta con buenos frenos y casco. También se puede caminar por el lugar. Es recomendable ir en la mañana o cuando haya luz de sol y llevar bebidas o alimentos para recuperar energías.

Ruta que comienza en Aledaño y avanza a la entrada principal de la Espol o sube hacia cerro Azul. Imagen tomada en época de lluvias. Foto: Diana González

5. Parque Lago

Es un área reservada de 2.283 hectáreas, ubicada en el km 26 de la vía a la costa. Allí se puede caminar, andar en bicicleta y hacer otras actividades (pícnic, patinaje, yoga, parrilladas, etc.). Se puede avanzar hasta el mirador del lago (lo recomendable si va a pie), subir una pequeña elevación justo arriba del mirador y regresar por la misma ruta. Sí hay acceso a sillas de ruedas en esta zona.

La otra opción es avanzar por la vía asfaltada con ciclovía que cruza los límites de la provincia del Guayas con Santa Elena, hasta Juntas del Pacífico, destino común de los ciclistas.

A la izquierda, Parque Lago en la zona del mirador. A la derecha, ruta hacia Juntas del Pacífico.

Además hay caminos de tierra a los costados de la vía asfaltada, como las rutas a San Juan, Vergeles, o las que van a la parte norte del lago. Cualquier camino hacia Parque Lago puede tornarse largo, pues si se parte desde Guayaquil se pueden recorrer más de 100 km (ida y vuelta). Es recomendable hacer los viajes en grupo y salir muy temprano de la ciudad.

En la vía a la costa se encuentra la ciclovía. Si no entra a Parque Lago, puede continuar hasta Cerecita. En algunos tramos hay poco ruido de los autos y se puede disfrutar de la naturaleza.

6. Calicanto

Ruta recomendada para bicicletas de montaña. Se entra por el km 22 de la vía a la costa a la derecha. Se avanza por la vía a Calicanto (llamada también Casas Viejas) hasta la Y de la Virgen, en donde se toma el camino de la derecha. Hay varias rutas de nivel medio-alto, con mucha altimetría. Por ejemplo, hasta las cascadas Las Mercedes (más de 55 km), hacer la vuelta Calicanto Alto completa (50 km) o la opción Bajo. También se puede llegar a Isidro Ayora, avanzar a Nobol y regresar a Guayaquil, pero es camino mucho más largo, para ciclistas experimentados. También se puede caminar en el lugar y llevar mascotas, pues es un camino abierto.

7. Punta Diamante

Es una ruta con pocas elevaciones recomendada para ciclistas, hacia el este de vía a la costa. Se entra por Chongón hasta salir del pueblo, se gira a la derecha y se avanza en dirección a la hacienda Young Living, luego se vira a la izquierda hasta pasar un terreno privado con garita y llegar al destino. Es de dificultad media-alta, desde Chongón, ida y vuelta, son unos 45 km, pero si viaja desde el centro de Guayaquil son 100 km, aproximadamente.

A la izquierda, el camino a Punta Diamante. A la derecha, el balneario del lugar. Foto: Diana González

Hay que llevar muchas bebidas hidratantes porque en días de sol la ruta es sofocante. Punta Diamante tiene salida al Canal del Morro. En el lugar hay un restaurante con hamacas y un techado en el que también se puede acampar. También se puede recorrer corriendo o caminando y llevar mascotas.

Chongón-Daular es otra ruta cercana de 42 km. Comienza en Chongón, sale del pueblo y luego toma a la derecha hasta la comuna Daular para regresar a la vía a la costa (km 30) y completar -en dirección a Guayaquil- el circuito en donde comenzó. El terreno es casi todo plano.

8. Cerro El Paraíso

El área protegida El Paraíso es una reserva de bosque seco tropical, con decenas de especies de aves y plantas. Hay varias zonas por las que se puede acceder, pero la zona de canchas es la más conocida. Desde allí parte una ruta para caminar hasta la ciudadela Bellavista. En la zona baja de la montaña hay cámaras de seguridad y hay resguardo policial constante y tres guardaparques.

Vista desde el sendero de Bosque Paraíso hacia el noreste de Guayaquil (Los Ceibos, Espol, cerro Azul). Foto: Diana González

Al área de canchas, en donde también está el mirador y la gruta de la Virgen, queda subiendo a la parte alta de la ciudadela El Paraíso. En el mirador hay que subir unas escalinatas hacia el lado derecho. Se puede andar en bicicleta y hacer otras actividades deportivas. No es recomendable mascotas. Al fondo de las canchas, del lado izquierdo (muy visible en época seca), está la subida de tierra para subir el cerro. Si sube por aquí, es mejor hacerlo a pie y no en bicicleta. El trayecto está señalizado hasta el hito (conocido también como mirador de Orión) con marcas y flechas rosadas. De regreso las marcas son color verde agua. Se puede regresar por el mismo camino o seguir hasta Bellavista (en los miradores sí hay acceso a sillas de ruedas).

Marcas rosadas en el sendero de Bosque Paraíso, que llevan hasta el hito. Foto: Diana González

En sentido contrario, empezando desde el mirador de Bellavista, sí puede ir en bicicleta. Allí el sendero es amplio y tiene cuestas, por lo que hay que tener buen estado físico para recorrerlo. Se pasa junto al cartel de Netlife y se avanza, hasta una Y cerca de un gran ceibo. Allí hay que tomar la ruta de la derecha, que es la misma que termina en las canchas de la ciudadela El Paraíso.

A la izquierda, la vista desde la parte más alta del cerro, en dirección al centro de Guayaquil. A la derecha, una de las subidas en bicicleta (solo ir en bicicleta y se comienza en Bellavista).

La mayor parte del sendero no está señalizado para fines recreativos, por lo que es preferible ir acompañado de alguien que conozca la ruta (puede ser un guía) o llevar un celular con señal GPS para ubicarse (bajar los mapas de Google Maps o MapsMe previamente). Además, acudir en la mañana, no acercarse a los barrancos de la montaña y llevar agua. La Dirección Ambiental del Municipio indicó a este Diario que en un mes, aproximadamente, colocarán señalética en el sendero entre Bellavista y Paraíso, además de barandas de seguridad y zonas de desecho. También se puede optar por el camino de la gruta de la Virgen, pero tiene rocas y es algo peligroso, sobre todo cuando llueve. La ruta hasta Bimb Bam Bum está cerrada.

Está prohibido prender fuego, cazar, alimentar a los animales, talar árboles, construir edificaciones, botar basura y consumir bebidas alcohólicas y fumar en el lugar. Hay un grupo de vecinos del Paraíso que se encargan de hacer mingas de limpieza y cuidar el lugar, junto con el Municipio. Puede contactarlos en el Instagram @bosqueprotectorparaiso. El teléfono del guía del grupo comunitario es 098-522-6221.

9. Parque Samanes

Tiene 851 hectáreas y está al norte de la ciudad (av. Francisco de Orellana). Tiene pista atlética para caminar o correr, una ciclovía, 57 canchas deportivas (actualmente no están habilitadas por la pandemia de COVID-19), coliseo, estadio y área de senderos. También cuentan con áreas de pícnic, lagos artificiales y amplios espacios de césped. El horario de atención es de 06:00 a 22:00, de lunes a domingo.

La ciclovía de asfalto y al área de senderos de tierra del Parque Samanes. Foto: Diana González

Para llegar a senderos hay que cruzar el paso peatonal/bicicletas de la av. Francisco de Orellana. Tiene 7 km de ciclovía de tierra (también se puede hacer a pie) y un sendero adoquinado, con diversidad de árboles y plantas. El nivel de dificultad es bajo-medio. Hay tres elevaciones y dos bajadas difíciles. Esta parte del parque abre de 06:00 a 15:30.

Hay servicio de alquiler de bicicletas ($ 3) y puede ir con su mascota (con collar y funda para recoger sus desperdicios). La avenida del Parque, al costado del área protegida, también es utilizada para hacer ciclismo y correr. En el parque y en el camino adoquinado de senderos sí hay acceso para sillas de ruedas.

10. Bosque Seco Tropical Samanes 1

Es el área protegida más nueva de la ciudad, 1,8 hectáreas con 21 especies vegetales, 29 especies de aves y 3 tipos de reptiles. El lugar es idóneo para llevar a los niños a caminar o andar en bicicleta. Está abierto al público siempre. Para más información, consulte su cuenta de Instagram BosqueSamanes1.

11. Palo Santo

Está ubicado en Urdesa norte, cerca de la iglesia mormona. Tiene aproximadamente 4 hectáreas y hay 35 especies de aves, 31 especies de árboles y 5 mamíferos. En el lugar se puede andar en bicicleta y caminar. Además, llevar mascotas. A menudo los moradores de la zona organizan eventos de yoga, música, etc. Puede contactarlos en su perfil de Facebook Bosque Protector Sendero de Palo Santo.

12. Isla Santay

El área protegida de 2.214 hectáreas de bosque seco, manglar y humedal. Se puede caminar, correr o andar en bicicleta mientras disfruta de la gran diversidad de árboles, plantas y animales. Para andar en bicicleta solo está habilitado el camino hacia la ecoaldea Santay. Si va a hacer ciclismo, no puede ingresar sin casco. En el lugar alquilan bicicletas.

Las ranuras entre los tablones de las camineras de Santay no son un problema para los ciclistas. Si corre o camina por el lugar, hay que hacerlo con precaución.

Para caminar o correr puede visitar el puerto de botes, la cocodrilera o el sendero Huaquillas, que es de tierra y llega hasta el mirador frente al estero del mismo nombre. Ambos caminos son de nivel de dificultad bajo por lo que se recomiendan para personas de cualquier edad y hay acceso para personas en sillas de ruedas.

La ruta hacia Durán no está abierta porque está en pésimas condiciones. De lunes a viernes, los restaurantes de la ecoaldea suelen estar cerrados, por lo que es recomendable llevar agua y snacks. El ingreso a la isla Santay es gratuito. Se llega por la calle El Oro, en el sur de la ciudad. El horario de apertura es de 08:00 a 17:00 de lunes a domingo. No se permite el ingreso de mascotas.

Detalles del sendero de trekking Huaquillas, en la isla Santay. Foto: Diana González

13. Bosqueira

Está abierto al público de forma gratuita con supervisión del personal del Municipio, ya que se pasa por la urbanización Capeira. El guardia de seguridad permite el paso de 08:00 a 16:00. Como es un bosque, es posible perderse, por lo que se recorre el lugar acompañado de un guardabosques o bajo las recomendaciones de este. No hay donde abastecerse de alimentos ni bebidas.

Hay rutas de bicicleta no establecidas que pasan por la subestación El Chorrillo, urbanización Capeira y los límites de Bosqueira, a las que se ingresa por el extremo norte de la ciudad. No se recomienda recorrer estas zonas en solitario.

Parques dentro de la ciudad

Los parques con más árboles dentro de la ciudad son el Parque Forestal, el Lineal de Kennedy Norte y Jardines del Malecón en el Malecón Simón Bolívar. El primero está en el sur, en la avenida Quito y Venezuela. Es un lugar apto para caminar y llevar niños pequeños a andar en bicicleta. Actualmente el lugar luce descuidado (confirmar).

El parque de la Kennedy norte abre de 06:00 a 22:00. Se puede caminar o correr, pero no están permitidas las bicicletas. Dentro del lugar hay una zona de juegos para mascotas.

Jardines del Malecón ya abrió al público, pero no el 100% del área. En una parte está el evento ’Selfiando’ y se cobra el ingreso.

Cerca de Guayaquil

Hay lugares conocidos por los ciclistas de Guayaquil que salen de los límites de la ciudad para disfrutar de la naturaleza. El más conocido es Los Lojas (ver mapa de arriba), en el cantón Daule. Se puede llegar pasando La Puntilla, entrando a la vía hacia La Aurora y girando a la izquierda en la vía hacia Villa Club. Se avanza hasta el final de las urbanizaciones hasta el camino lastrado que lleva a Los Lojas. Hay vista al río Daule, un paradero de ciclistas, entre otros atractivos.

Hay grupos que hacen tours hasta el lugar. Uno de estos es Guayaquil Bike Tours (098-192-9080).

En la zona hay otras rutas en las canteras, a La Rinconada, Salitre, etc.

Sabanilla Bike Park

Es un parque especialmente creado para la práctica de bicicleta de montaña, ubicado a 10 minutos de la ciudadela Villa Club. Tiene bosques, lomas y áreas especialmente preparadas para que público de cualquier edad o nivel de experiencia pueda ir a divertirse o mejorar sus habilidades en este deporte.

Se puede andar en trillos de nivel fácil y avanzado, área de pump track, zona de habilidades y obstáculos, pista de strider para chicos de 2 años en adelante, zona de dirt jump y próximamente líneas de eslalon y saltos.

Sabanilla Bike Park, cerca de Guayaquil. Fotos: cortesía

El costo del ingreso es de $ 5 por todo el día (paga quien pedalea). Se alquilan cascos y bicicletas y se ofrecen cursos. Su cuenta de Instagram es SabanillaBikePark y el número de contacto es 099-961-8399.

Para llegar hay que entrar por Villa Club hasta al fondo y al llegar al redondel de las mariposas, virar a la derecha por la autopista Vial 1. En el primer redondel girar en U y en el regreso tomar a la derecha por el camino con un letrero que dice ‘Sabanilla’. Por ahí avanzar 10 minutos por camino lastrado (en su Instagram hay un video de la ruta). En Google maps: Sabanilla Bike Park.

Dentro del lugar atiende El Descanso, una cabaña en donde venden alimentos y bebidas, y tiene hamacas y árboles. Se puede llevar mascotas con correa, porque hay la seguridad de los niños pequeños que practican ciclismo en el lugar.

Quarry Bike Park

Antes era conocido como la cantera de Hanna. Es un parque para ciclismo, para hacer trekking y trotar. El horario es de 06:00 a 17:30 de martes a domingo. El lunes, de 07:00 a 17:30. La primera vez que se visite el lugar hay que llevar una copia de la cédula.

Tiene más de 20 caminos, desde básicos a avanzados, para andar en bicicleta. Dentro del área hay lagunas y elevaciones con excelente vista panorámica del río Daule.

Está ubicado junto a la urbanización Plaza Madeira, en la av. León Febres-Cordero.

Para más información visite su cuenta de Instagram. (i)