Su participación en el matinal En contacto fue volviéndose mínima. No hubo una despedida del público que la seguía a diario. Salió en silencio. La periodista ecuatoriana Evelyn Vanessa Calderón, quien llevaba diez años trabajando en Ecuavisa, dejó de formar parte del programa que dirige Betty Mata y recibió también su liquidación del canal en el que comenzó su carrera profesional.

Si bien la Coqueta del cerro, como cariñosamente la llaman sus seguidores, ya no forma parte de los talentos de la empresa, en entrevista con este Diario detalló que se mantendrá con la figura de servicios prestados, como presentadora del espacio Entre flashes, que se emite todos los domingos, a las 12:30, y en el que se maneja contenido de espectáculo internacional.

Con la certeza de que quiere darse una pausa televisiva diaria, de la que no define tiempo, Calderón nos detalla además que en esta etapa quiere dedicarle mayor atención a sus emprendimientos personales, entre ellos la marca de ropa que manejaba por plataformas digitales.

El fin de semana se reportó su salida oficial de En contacto, ¿a que respondió su separación del programa?

Publicidad

Ya es un ciclo que yo cumplí ahí, entonces quiero crecer, quiero aprovechar otras oportunidades, en lo personal, primero y luego en lo laboral, por ahora estoy tranquila haciendo otras cosas que no podía hacer antes por el tiempo que me demandaba el canal.

¿Cómo quedó su relación con Betty Mata?

Mi relación con Betty quedó normal, como la de siempre que hemos tenido, como la de una directora con un talento del programa el cual dirige. Tampoco puedo decir que tengo una relación de amistad, porque eso no existe. Yo me he caracterizado por ser un poco cerrada con mi círculo y es verdad que tengo los compañeros y todo, pero más allá de una amistad, no.

¿Salió del canal, pero no se pudo despedir de su público, incluso el día de su cumpleaños se notó la diferencia en el trato con usted?

Publicidad

Con respecto a la despedida del público, ni siquiera me di cuenta, sabes, como fue el día viernes y esto en realidad yo ya lo sabía hace más de un mes, que iba a suceder, no lo vi necesario ni me percaté que me iba a despedir porque como igual había conversado, yo iba a continuar en Entre flashes luego.

Tenía diez años siendo parte de En contacto, ¿cuáles eran sus aspiraciones dentro del programa?

Al inicio era trabajar obviamente en Ecuavisa, para mí era increíble porque me decía que va a estar una chica de Salitre, del campo, en este medio. Yo creo que logré mucho más allá de las aspiraciones que tenía y de lo que creía. Obviamente, no como dicen algunos. Cuando fui presentadora del espacio de farándula, decían que no lo era; cuando quise ser solo reportera, me decían que por qué me quitaban de presentadora.

Mira, siempre quise esto no por ser famosa, no por ser conocida, etc., sino porque realmente me gustaba y yo lo vi como un trabajo normal, nunca lo vi como un trabajo que solamente hacían las personas inalcanzables, yo creo que sí cumplí más allá. Obviamente llegó el momento en que me di cuenta y dije: qué más puedo hacer aquí y aunque suene raro o frío, para mí es lo mejor que me ha pasado en estos días.

Publicidad

Aunque muchas personas sientan tristeza, yo siento un poco de melancolía, porque ha sido mi trabajo y mis compañeros, pero la verdad me siento libre, me siento segura, nunca me había sentido tan segura de algo que había llegado a mi vida. Yo había tomado esa decisión hace mucho tiempo atrás, pero no lo hacía por miedo, pero tengo ángeles que me dijeron: ‘no, no lo haga, espere’ y llegó lo que tanto quería. Yo estoy superagradecida con el canal y mis compañeros, con las personas que trabajan ahí, estoy segura de que me llevo una buena imagen y siempre soy superamable desde los guardias, camarógrafos, gerente, dueño del canal. Si me permiten estar ahí es porque el canal me quiere.

Si ya no soy parte de En contacto es porque quizás el programa ya no necesita de mis servicios, el programa, pero si sigo en la pantalla de Ecuavisa, es porque el canal me quiere.

¿Usted abandonó el canal y el programa o fue despedida?

No, el canal me liquidó, esa es la realidad, porque yo tenía un contrato con En contacto, entonces En contacto ya no quería de mis servicios, ya no necesitaba de mi presencia y ahora continuaré en Entre flashes, en Ecuavisa, pero por servicios prestados.

¿Eso quiere decir que por Entre flashes aún estará vinculada con el canal?

Publicidad

Sí, al inicio no estaba segura, pero lo conversamos luego y se da esta oportunidad y yo estoy superfeliz porque realmente yo siempre lo he dicho, a mí me encanta estar en un programa de entretenimiento y de espectáculo internacional. Mi sueño es que algún día pueda estar en un programa estelar, no de farándula, pero sí de espectáculo nacional e internacional y estoy superagradecida con Alfredo que ha sido un excelente compañero, jefe. Él me ha enseñado muchísimo y está feliz y se dio esta oportunidad de continuar en Entre flashes y yo encantada, así me deja más tiempo para hacer otras cosas que quiero.

Tomando en cuenta que Ecuavisa se está abriendo en plataformas digitales, ¿no hay alguna propuesta en estos espacios?

Sí, he visto, pero no. Actualmente no hay una propuesta para hacer algo digital. No sé si sería interesante y si se acopla a los horarios que estoy haciendo para mí y que quiero hacer, sería superchévere y además es una buena oportunidad a futuro porque todo lo que tiene que ver con las redes y multimedia es el presente.

¿La contratación de Carolina Jaume y su ingreso al matinal sería una de las causas para su salida?

Para nada, esto no tiene nada que ver con los talentos, para nada, es una decisión que ya he venido tomando hace dos años y por circunstancias de la vida y temor a otras cosas no se dieron. Todo llega en el momento indicado. Nadie, ni Carolina, ni Virginia (Limongi), ni Henry (Bustamante), ni Gaby (Díaz), ni Lazito (Leonardo Quezada), ninguno de ellos tiene que ver con mi salida. Es un tema muy aparte que no tiene que ver nada con ellos.

Carolina va a hacer un buen papel en El poder del amor y en En contacto, es un huracán y muy profesional y Virginia, con quien compartí más, estoy segura de que hará un buen papel, es una buena compañera.

A raíz de su salida del canal, ¿otras empresas se han interesado en usted?

Es muy poco tiempo, según yo veo, para que pase esto. Sin dudarlo he tenido invitaciones para otros medios de televisión, pero como yo aún estaba en conversaciones para seguir en Entre flashes para aceptarlo, pero estoy muy agradecida con todos por invitarme a sus programas.

Sí ha existido la propuesta para programas de radio, pero tengo que analizarlo bien, porque tiene que ser algo que me llene realmente y que pueda cumplir mis expectativas y que yo pueda organizarme con mi marca, con mis redes, quiero estudiar.

Si ha remarcado que la farándula polémica no es el tipo de periodismo que le gusta, ¿en qué producciones se visualiza o está interesada en trabajar?

Hace tiempo atrás conversaba con los camarógrafos, y ellos me preguntaban si me llamaban de otro canal si aceptaría y decía que no. Tiene que ser una propuesta que me llene y me dé espacio y tiempo para lo que quiero hacer, estudiar inglés, trabajar en mi marca que lo haré sola, que recogeré pedido, etc. No creo que por ahora quiera algo de televisión en sí, me quedaré con Entre flashes que es una vez a la semana y me encanta. Tampoco voy a decir que nunca, pero por ahora estoy decidida que no.

Sin embargo, el público es muy intuitivo y en muchas ocasiones se comentó en redes que la producción no le brindó el espacio para crecer.

Mira, todas las personas por parte de producción y dirección me han ayudado a crecer, desde el primer día me enviaron a hacer entrevistas, a editar, que no lo sabía. He crecido muchísimo para haber sido la niña tímida, llegar a ser la coqueta. Cuando tú ya no te sientes en un lugar, que no haces algo que te gusta, que te mueve el piso, que te ilusiona ir día a día, eso también influye y no tiene que ver solo la producción. Claro que también había cosas que yo no quería y que no me sentía cómoda y lo que yo siempre pido y digo: que sea respetada. Entonces, estoy realmente agradecida y feliz y satisfecha con lo que hice, lo importante es que yo me sienta bien. Trato de ignorar lo que dice el resto, los demás solo pueden opinar por lo que ve o dice una parte, pero si no escuchas a ambas no puedes sacar tus propias conclusiones.

¿Cuánto tiempo durará esta pausa televisiva?

No lo sé, la verdad. No sé lo que Dios me depare. En esta ocasión estoy enfocada en mi vida personal, sentimental y familiar y en tener mis propios ingresos y negocios sin depender de una empresa, eso quiero que Dios me bendiga para lograrlo. Y algún día trabajar en cualquier país donde me encuentre, si Dios quiere, trabajar desde allá.

¿Qué tiene previsto con su marca de ropa Coqueta Style?

Sí, ya he vendido algunas cosas, pero no he podido dedicarle mucho tiempo. Yo misma me encargo de comprar, de contestar mensajes, de hacer la entrega, quiero que sea algo mío desde el inicio para si algún día cuando ya la tenga en una boutique o la tenga en una cadena pueda decir woww empecé desde cero. Pero hay que dedicarle muchísimo tiempo.

En la celebración de su cumpleaños dijo que posiblemente se iría con su novio al mundial, ¿sigue en pie ese viaje?

Eso es lo que más quiero, mira, en sí, nosotros obviamente lo hemos conversado que sería chévere, pero no lo sé, depende igual del trabajo de él, si es que termina en esa fecha, si es que hay una pausa, todo depende de aquello, pero como siempre digo me proyecto en el futuro, pero vivo día a día, porque no sé qué va a pasar mañana. Sería un viaje superbonito, además de compartir con él y ver a la selección ecuatoriana.

¿Tiene pensado irse del país, en el caso de que su novio dejara la plantilla deportiva en la que actualmente está trabajando?

El amor lo puede todo, que sea lo que Dios quiera y no puedo dejar partir al amor de mi vida. (E)