Desde la capital llega Anémona (@anemona_music), el proyecto solista de la artista Paola Giacometti (@poligiacometti), quien el pasado viernes publicó el EP Inmersión, un recopilatorio que cuenta con versiones de algunas sesiones en vivo de temas que se lanzaron hace algunos años, pero que en esta ocasión fueron registrados durante la pandemia con ciertas variaciones en su estética sonora.

Disponible en todas las plataformas de distribución digital, compuesto por seis canciones y con una duración aproximada de veinte minutos, este trabajo contó con la producción de Pablo Dávila (@lovdt), quien además colaboró como guitarrista y parte de la banda, la que se cierra con la participación de Daniel Boada (@tiranosaurio.bass) en el bajo.

Portada del EP 'Inmersión' del proyecto Anémona.

Anémona se autodefine como música submarina y sonidos electrónicos inspirados desde el fondo del mar, ya que Paola Giacometti se inspiró para componer estas canciones durante una estadía en las islas Galápagos, donde tuvo distintas experiencias relacionadas con el buceo y el descubrimiento de fauna marina, tornando esto de cierta manera en una especie de EP conceptual.

En lo que al sonido respecta, se podría vincular esta producción a géneros como el shoegaze, el synth pop o el new wave, ya que sus elementos principales son los sintetizadores, las cajas de ritmo y discretos riffs de guitarra que ayudan a consolidar la identidad sonora; sin embargo, la particular voz de Giacometti es el componente que sella la idea de Anémona, ya que se acopla con facilidad a las oscuras melodías y pese a mantener una dinámica lineal, brinda distintos colores a las estructuras auditivas de Inmersión.

Publicidad

La conceptualización del arte siempre será un factor clave al momento de generar impacto; una canción puede tomar un camino totalmente distinto con tan solo brindar una guía a sus oyentes, ese es precisamente el trabajo del concepto.

Con audacia, Anémona inicia su camino sonoro advirtiendo a sus seguidores que vivirán una experiencia basada en música del fondo del mar, abriendo así la puerta a algo que va más allá.