Si usted es uno de los 3′381.531 seguidores que tiene Alejandra Jaramillo en su cuenta de Instagram, conoce entonces que la presentadora de televisión mantiene su peso y figura a través de la dieta keto. Y si aún no la sigue, aquí se lo explicamos.

Desde hace cuatro años, Jaramillo se enamoró de hacer ejercicios a diario y hace tres, en cambio, conoció sobre la dieta keto, un régimen alimentario que le devolvió la energía que asegura no tenía a los 25, cuando llevaba un estilo sedentario pese a su estilizada silueta. Así lo afirma la presentadora de En contacto (Ecuavisa) en entrevista con este Diario.

Mundo Keto, el nombre de su emprendimiento en redes sociales, se inició en la pandemia, con la venta de canastas con productos para seguir una dieta de este tipo. “Todos queremos vernos bien, todos queremos sentirnos bien, pero la salud es algo que no tiene precio y la salud es algo que hemos visto en este año y medio de pandemia, hemos valorado mucho más y eso es lo que brinda Mundo Keto. Con el emprendimiento que brindó estas canastas saludables para todo tipo de alimentación saludable o keto llega esto que empezó en mi familia”, dice Jaramillo.

“Yo quiero que se enamoren del estilo de vida del que yo me enamoré”, sostiene la futura licenciada en Artes Escénicas y Comunicación Social.

Publicidad

El inicio keto

Julio Jaramillo, padre de la presentadora, fue el primer ‘voluntario’ de este proyecto Keto que, según afirma, es efectivo cuando el compromiso con la alimentación y el ejercicio es firme.

“Yo empecé a decir, por una especie de juego o broma, que mi proyecto Keto era mi papá. Mi papá perdió 45 libras, el antes y después de él es impresionante y cuando mi papá baja de peso, que lo metí a hacer ejercicios conmigo, le hice seguimiento de la dieta, le tomé las medidas, mostré en redes todo el proceso de él y de manera superorgánica, la gente me comenzó a decir que querían hacerlo. Yo lo tomaba muy a la ligera. Le digo a mi hermana Tita que ella sería mi siguiente proyecto Keto porque quiero demostrar que una persona delgada como tú también puede hacer la dieta keto, bajar medidas y mejorar composición corporal y tener este estilo de vida sano”, detalla la comunicadora.

La propuesta la desarrollaron durante seis semanas. “En ese tiempo, Tita redujo medidas, bajó de peso y sin necesidad de decirlo, las personas se interesaron en hacer el proyecto Keto. Entonces me programé y me dije voy a hacerlo superbién, voy a tener un equipo supercompleto, algo integral porque el tema de la salud tiene que ser completo, debemos estar bien física, mental y emocionalmente, es de adentro hacia afuera”, dice.

¿En qué consiste?

El proyecto Keto, indica Jaramillo, es una guía diaria, por seis semanas. Este comenzará a partir del 6 de septiembre. Incluye la guía de la nutricionista Paola Sánchez, quien da charlas para que los inscritos aprendan sobre nutrición y cómo alimentarse. “Para mí es importante tener a una nutricionista porque me respalda y avala cada cosa que digo sobre el proyecto, porque indicarles a las personas qué comer es delicado y porque ella te enseña a armar tus platos de comida y te prepara para que cuando el reto acabe, ya no la necesites porque aprendiste sobre una correcta alimentación”, sostiene la mentora y líder de esta iniciativa.

La meta final de este proyecto Keto, recalca, es que los participantes puedan continuar solos, sin su guía, después de que culmine el tiempo del reto.

“Tenemos a nuestro personal trainer, Mario Barone, ya que al tener este cambio de estilo en nuestras vidas necesitamos ejercitarnos y tenemos a la coach motivacional Mariuxi Loor. Ella llega a poner un engranaje a este proyecto”, afirma.

Publicidad

Quienes se inscriben al proyecto Keto (que se desarrolla de forma online) tienen dos horarios de ejercicios -por la mañana y en la noche- para conectarse desde sus casas. “Me da mucha felicidad ver cómo van ganando resistencia y oír los testimonios después de sus entrenamientos, y me lo dicen mujeres de 30 a 35 años que son superjóvenes y que merecen tener una calidad de vida”, agrega.

En las charlas que ofrece Loor se enfocan en la parte interior de los participantes. “El proyecto con esto se vuelve a una transformación integral”, apunta.

Público específico

Según Jaramillo, a esta iniciativa de cambio se pueden inscribir personas mayores de 18 años. “Esto lo hacemos por un tema de no involucrar a menores de edad porque es delicado. De ahí pueden inscribirse sin límite de edad. Si tienes 50, 60, 70 años y está todo bien contigo, puedes meterte al proyecto Keto. Mi papá tenía 64 años cuando hizo el keto reto conmigo, el personal, y le fue de maravilla; mi mamá tenía 54 años y le ha ido superbién”, sostiene.

Controles

Alejandra Jaramillo es la encargada de monitorear a los participantes de este programa. A través de un chat de WhatsApp, a diario, se comparten cada uno de los alimentos que ingieren durante el día, así como de sus rutinas de ejercicios. “Chequeamos todo, quiénes asisten y quiénes no a las charlas, y todo esto tiene su repercusión. Pero para mí lo más importante es decirles a ellos que me pueden tener como policía virtual, pero ellos son los responsables de lograr la meta. Yo les envío a mis alumnos unas tiritas de cetonas, que sirven para verificar, a través de la orina, si están cumpliendo o no con la dieta. Porque con la dieta deberían entrar en un estado que se llama cetosis. Y cuando te haces esta prueba, no hay cómo mentir. Mientras más oscuro estás es porque más keto estás”, explica Jaramillo.

Las personas inscritas en Ecuador en el proyecto Keto reciben un paquete que incluye tiritas de cetonas, uniforme para sus entrenamientos, canasta (con productos como frutos secos, chocolate keto, cacao orgánico, harina de almendras, leche de almendras, entre otros) y el colágeno.

“Lo maravilloso de este reto es que en el proyecto anterior tuvimos alumnas fuera del país, tuvimos una colombiana, una venezolana, una en Ámsterdam, otra en París. Esta es la tercera edición, de Estados Unidos hay muchos alumnos que se inscribieron y me parece superchévere porque a través de la tecnología logramos hacer un proyecto integral”, dice.

Formación en proceso

Jaramillo asegura que en sus metas a corto plazo dentro de este proyecto -que desarrolla junto con su hermana Tita y su cuñado Juan Ma Libardi- está formarse profesionalmente en esta área para tener un respaldo mayor de sus consejos. “El tema de salud integral es delicado y me gusta ser responsable, ahora tenemos a la nutricionista que firmó todo el plan de alimentación dentro del proyecto, pero todo este tema de prepararme académicamente va porque va”, enfatiza.

Su propia marca

Otra de las metas que ha conseguido la ecuatoriana a través de Mundo Keto (la marca de su emprendimiento en general) es la creación de su propio colágeno hidrolizado. “Para desarrollar este producto, nosotros nos tomamos algún tiempo (...). Este es un producto que yo he consumido por mucho tiempo, ya averigüé con nuestro laboratorista que el colágeno hidrolizado es mucho mejor tomarlo en polvo que en cápsulas. Probamos varios colágenos dentro de nuestro estudio de mercado, para agregarle vitaminas”, indica Jaramillo sobre su producto que tiene registro sanitario.

De acuerdo con Jaramillo, el colágeno que ella ha desarrollado para su marca tiene calcio, magnesio, zinc y biotina.

Entre las dos primeras ediciones del proyecto Keto se han inscrito más de 100 personas. Mayor información al 098-008-1698. (I)

*Cetona: sustancias químicas que se acumulan cuando el cuerpo comienza a quemar grasa para obtener energía.