Jarrison Efrén E. M., conductor de una empresa de taxi que da servicio por aplicación digital, fue rescatado en una vivienda ubicada en las calles 42 y Augusto González, en el suburbio de Guayaquil, luego que un morador del sitio alertara a la Policía de un posible secuestro.

El ciudadano que notificó de este evento aprovechó que los agentes realizaban un patrullaje por el sector para comunicar que en el vecindario había una persona retenida en contra de su voluntad.

La víctima se encontraba por la vía a la costa, en el oeste de Guayaquil, la noche del miércoles 23 de agosto, cuando una pareja solicitó una carrera a un punto de la ciudad.

Publicidad

Vehículos se impactan contra furgoneta de funeraria que llevaba cadáver por el suburbio de Guayaquil

La pareja, al pasar por las instalaciones de la Policía Judicial ubicada en la avenida Rodríguez Bonín, amenazó al conductor y lo dirigió hasta una casa, donde después de varias horas fue encontrado por los agentes de la Unidad Antisecuestro de la Policía atado de pies y manos y con el rostro tapado.

El presunto delito cometido en contra de Jarrison E. no pasó desapercibido, pues un morador del sector se percató de la presencia de un secuestrado en el barrio, por lo que decidió alertar a las autoridades de una actividad anormal.

Ante este aviso, los agentes se dirigieron hasta la vivienda donde se encontraba retenido Jarrison E.

Publicidad

Persecución policial terminó con aprehensión de cinco individuos que asaltaron en una gasolinera de Quinindé

Al llegar a la ubicación, tres sujetos que notaron la presencia policial intentaron huir, pero fueron alcanzados a los pocos metros.

El jefe del distrito Portete, el coronel Carlos Peñafiel Rodríguez, indicó que la captura de los tres individuos se dio alrededor de la 01:30 de este jueves 24 de agosto.

Publicidad

Los detenidos son Josué Daniel M. C. y dos menores de edad, Samuel T. y G. C., ambos de 15 años.

Desde el muelle de una bodega de Durán salían las lanchas para contaminar con droga los buques

Los agentes manifestaron que al ser menores de edad fueron aislados y puestos a órdenes de la fiscal de menores infractores, en La Florida, norte de la urbe porteña.

En tanto que el adulto detenido fue delegado a la fiscal de la unidad judicial de la Valdivia. (I)