El Gobierno pide a la Asamblea Nacional que tramite los cuatro proyectos de ley que reposan en la Comisión de Seguridad en la materia del mismo nombre para que la fuerza pública pueda contar con normas “indispensables” para poder enfrentar a la delincuencia organizada.

En rueda de prensa desde la entrada principal del Palacio de Carondelet, la mañana de este lunes 24 de enero, la ministra de Gobierno, Alexandra Vela, dijo que es necesario despachar esas normas “a la brevedad posible”, porque sin ellas el Gobierno y todas las entidades del Estado no tienen las condiciones para actuar contra el crimen organizado y el narcotráfico.

“El Gobierno hace un llamado a la Asamblea para que despache los cuatro proyectos de ley que reposan en la Comisión de Relaciones Internacionales y Seguridad sobre la Policía Nacional, el uso progresivo de la fuerza e inteligencia (...). De la manera más respetuosa y comedida, hacemos la solicitud a todos los miembros de la Comisión: que despachen a la brevedad posible los proyectos de ley para poder contar con las normas indispensables para poder enfrentar la delincuencia organizada, porque si no tenemos esas disposiciones legales, no tenemos las condiciones para poder enfrentar la delincuencia organizada y el narcotráfico. Es urgente, no podemos actuar ahorita con lo que tenemos”, dijo Vela.

Presidente Guillermo Lasso entregará este martes un proyecto ley a la Asamblea Nacional que regule el uso progresivo de la fuerza y ofrece dar patrocinio jurídico a policías investigados

En cuanto al proyecto de ley que el presidente Guillermo Lasso anunció que presentaría este martes 25 de enero a la Asamblea, Vela expresó que tiene cinco ejes con una sola materia: enfrentar a la delincuencia organizada y proteger la seguridad de la población.

Publicidad

Los cinco ejes se desarrollan pensando en el ejercicio rápido de la acción y la investigación policiales. Adelantó que se busca reformar la norma que obliga a notificar a la persona que está siendo investigada por un delito grave, pues esto solo ha provocado que el investigado desaparezca.

“Si queremos destruir las organizaciones, necesitamos que esa investigación se realice en la fase previa sin que tengamos que advertir al delincuente y jamás podamos llevarle ante la justicia”, agregó. (I)