El ministro de Defensa, Giancarlo Loffredo, participó en un evento de bienvenida con el jefe del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, general Nelson Proaño Rodríguez, acompañado de los comandantes de las Fuerzas Terrestre, Naval y Aérea, este lunes 27 de noviembre, y afirmó que tienen una sola causa en común: salvar al Ecuador y devolverles la libertad a todos los ciudadanos.

Loffredo adelantó que los cambios en el mando militar son necesarios y que este proceso de renovación del mando militar y del gabinete ministerial se hará a la brevedad posible, analizando méritos y trayectoria, para seleccionar los mejores hombres y mujeres para servir al pueblo y fortalecer el futuro de las Fuerzas Armadas.

El ministro manifestó también que, ante las difíciles circunstancias que vive el país, los ecuatorianos piden paz y el Gobierno nacional está empeñado en enfrentar la inseguridad y derrotar al enemigo común, la delincuencia.

Publicidad

“El tremendo dolor que sufren los ecuatorianos nos ha hecho entender que la única forma de superar esta crisis es con la unión de todos, y cuando digo todos es ¡todos!: civiles, militares, policías”, recalcó y dijo que es un honor para él dirigirse a los miembros de las fuerzas de seguridad.

El ministro subrayó que en esta ardua tarea el rol de las Fuerzas Armadas es fundamental, pues a sus tareas específicas de protección de la soberanía deben sumar con urgencia las actividades de protección a los ecuatorianos.

“El señor presidente de la República ha anunciado un plan urgente para recuperar la paz. La misión es grande y el tiempo es corto… ¡manos a la obra!”, apuntó.

Publicidad

Por su parte, Proaño, jefe del CC. FF. AA., dio la bienvenida a Loffredo y en su intervención le aseguró que los 40.000 soldados que tiene el país son hombres y mujeres comprometidos con la Patria y que trabajan por la seguridad de todos los ecuatorianos a nivel nacional. (I)