James O’Donoghue, científico de la Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón (JAXA), elaboró una animación sobre lo rápido que un objeto puede caer sobre la superficie del Sol, la Tierra, el planeta enano Ceres, Júpiter, la Luna, Plutón y otros astros.

Esta animación muestra cómo una esfera cae desde 1.000 metros de altura hasta la superficie de los astros en cuestión a una velocidad que supone que no hay resistencia del aire.

“Esto debería dar una idea de la tracción que tendría hacia cada objeto... Puede sorprender ver que los planetas grandes tienen una atracción comparable a la de los pequeños”, indica O’Donoghue.

Explica, por ejemplo, que Urano empuja la bola hacia abajo más lentamente que en la Tierra. Esto ocurre debido a que la baja densidad media de Urano aleja la superficie de la mayor parte de la masa, detalla DW.

“Del mismo modo, Marte tiene casi el doble de masa que Mercurio, pero se puede ver que la gravedad de la superficie es realmente la misma, (...) esto indica que Mercurio es mucho más denso que Marte”, se explica.

Ceres, ubicado en el cinturón de asteroides, entre las órbitas de Marte y Júpiter, es el lugar más lento para la caída de la esfera, con una caída de 1 km en 84,3 segundos.

En tanto que en el Sol la pelota tarda 2,7 segundos en caer; mientras que en la Tierra, 14,3 segundos. (I)