Parece inevitable asociar los nombres Pablo Escobar y Joaquín Chapo Guzmán con el narcotráfico, aunque esa no es la única similitud que hay entre ambos.

Ambos personajes ganaron fama de líderes de enormes organizaciones delictivas a fuerza de balas, dinero y astucia, convirtiéndose en los criminales más buscados en su momento: Escobar a fines del siglo XX y Guzmán a comienzos del XXI, se señala en una publicación de la BBC.

Escobar y el Chapo han aparecido en la lista de los más ricos de la revista Forbes, han entrado en fuertes conflictos con cárteles enemigos y sus vidas se han contado en series, documentales, libros y películas.

Entre ambos también se pueden encontrar diferencias; quizás son menos que las similitudes, pero hay varios factores que distinguen a cada uno.

Publicidad

Emma Coronel, la esposa del ‘Chapo’ Guzmán, podría evitar la cadena perpetua

Conflictos diferentes

Mientras que el Chapo enfocó sus esfuerzos militares en la lucha contra cárteles enemigos y contra las autoridades estatales de nivel local, Escobar le declaró la guerra al Estado, según Infobae.

El colombiano buscaba evitar que se permitiera su extradición a Estados Unidos, y con ese propósito asesinó a dos ministros de Justicia, cuatro candidatos a presidente, once magistrados de la Corte Suprema, varios jefes policiales y a Guillermo Cano, director de El Espectador, en ese momento el diario más importante del país.

En total, las autoridades consideraron a Escobar responsable directo o indirecto de unas 10.000 muertes, entre las que estuvieron también las vidas de jueces, fiscales y policías que pretendieron investigarlo. Además se lo acusó de numerosos atentados, que llegaron al extremo de derribar un avión civil de Avianca, asesinando a 110 personas.

El ‘Chapo’ Guzmán o Pablo Escobar, ¿quién hizo mayor fortuna?

Distinta imagen

Escobar se involucró en la política colombiana y consiguió algunos cargos públicos; además, realizaba labor social. Construyó hospitales, escuelas e iglesias y cultivaba una imagen de Robin Hood con la que conseguía la simpatía de los pobres.

De lo que se conoce, el Chapo era la cara visible del cártel de Sinaloa, con la que únicamente se dedicó a realizar un sinnúmero de actividades ilícitas. Al parecer, no ha estado interesado en la política ni en realizar obras sociales.

¿Líderes absolutos?

Pablo Escobar era fundamental para el funcionamiento del cártel de Medellín, aunque tenía otros importantes integrantes, como Gonzalo Rodríguez Gacha, Carlos Lehder y los hermanos Ochoa. Tras la muerte del colombiano, la organización se desintegró.

En cambio, luego de que el Chapo fuera a prisión, el cártel de Sinaloa ha continuado sus operaciones con la guía de otros dirigentes.

El día que Pablo Escobar persiguió con una oferta millonaria a Lady Noriega

Niveles de poder

Según expertos, mientras Guzmán tenía tensiones con los demás líderes del cártel de Sinaloa, Escobar manejaba la mayoría de los eslabones de la cadena productiva de la cocaína que se vendía en Estados Unidos.

“El cártel de Medellín estaba mucho más cerca de encarnar el verdadero significado de un cártel, que es una organización que controla las distintas fases del negocio”, ha mencionado el politólogo Juan Carlos Garzón Vergara. (I)