El fiscal general de Ucrania, Andrí Kostin, denunció hoy la supuesta decapitación en la región oriental de Donetsk a manos de militares rusos de un soldado ucraniano, cuya cabeza habría sido hallada en el interior de un vehículo blindado ucraniano dañado en la línea del frente.

“Nuevas pruebas horripilantes de la política criminal rusa que busca el exterminio de ucranianos: hemos recibido información de que los comandantes rusos han ordenado no hacer prisioneros a los soldados ucranianos sino matarlos con crueldad inhumana, por decapitación”, ha escrito Kostin en su cuenta de X.

“Se ha registrado en la región de Donetsk el caso de la decapitación de un combatiente ucraniano”, ha agregado el fiscal general de Ucrania.

Publicidad

En un comunicado publicado por su oficina en Telegram se explica que el hecho se produjo en el distrito de Volnovaja, en Donetsk. “Durante una misión de reconocimiento aéreo sobre una posición de combate en la región de Donetsk, el Ejército ucraniano descubrió un vehículo blindado dañado de las Fuerzas Armadas de Ucrania. Dentro estaba la cabeza cortada de un combatiente ucraniano”, se lee en el comunicado.

Kostin ha declarado también que “este barbarismo terrible no debe ocurrir en el siglo XXI”, y ha atribuido la supuesta decapitación a “una estrategia planeada del régimen ruso”.

“Es otra prueba de que los crímenes cometidos por el agresor no son incidentes aislados”, ha afirmado el fiscal general en su mensaje, que va acompañado de una fotografía del vehículo militar en que se habría encontrado la cabeza cortada del soldado.

Publicidad

“Estas órdenes criminales se han dado al nivel de comandante de batallón y de compañía de las fuerzas de ocupación” rusas, ha añadido Kostin, que ha pedido “a todo el mundo civilizado” que trabaje para “aislar al Estado terrorista” y para que se juzgue sus “crímenes”.

Ucrania ha denunciado varios casos de ejecuciones de sus soldados cuando se estaban rindiendo o después de ser capturados por las fuerzas rusas. (I)