Varios cohetes fueron disparados el viernes contra la embajada de Estados Unidos en la Zona Verde de Bagdad, en Irak, sin causar daños ni heridos, informó la legación diplomática.

La embajada está en ese barrio ultraprotegido que acoge instituciones gubernamentales iraquíes y las misiones diplomáticas.

Este ataque se suma a varios otros lanzados contra posiciones estadounidenses en Irak desde que estalló la guerra entre Israel y el movimiento islamista palestino Hamás en la Franja de Gaza.

Publicidad

Las mentiras que llevaron a Estados Unidos y a sus aliados a invadir Irak hace 20 años (y cuáles son sus consecuencias hoy en día)

La embajada estadounidense indicó en un comunicado que “dos andanadas de cohetes” fueron disparadas hacia el edificio hacia las 04H15 hora local (01H15 GMT).

Un responsable militar estadounidense confirmó a la AFP que se activaron las alarmas y se oyeron “ruidos de probables impactos” en las inmediaciones de la embajada y de la base Union III, que acoge tropas de la coalición internacional antiyihadista liderada por Washington.

Esta fuente dijo que esperan “informaciones oficiales sobre la naturaleza del ataque”, que todavía no fue reivindicado.

Publicidad

La misión de la ONU en Irak condenó el ataque contra la representación estadounidense.

Desde el fin de la tregua entre Israel y Hamás el 1 de diciembre en Gaza, los grupos armados proiraníes retomaron sus ataques contra los soldados estadounidenses y las fuerzas de la coalición antiyihadista internacional en Irak y Siria.

Publicidad

La mayoría de estos ataques son reivindicados por la “Resistencia Islámica en Irak”, un cúmulo de grupos armados afiliados a Hashd al Shaabi, una coalición de antiguos paramilitares integrados en las fuerzas regulares.

El primer ministro de Irak, Mohamed Shia al Sudani, calificó el ataque de “inaceptable” y afirmó que estas acciones contra embajadas lastran la seguridad y la estabilidad del país.

“Nuestras fuerzas de seguridad (...) van a seguir protegiendo las embajadas”, prometió. (I)