NOTICIAS

Publicidad

Alivio de medidas de política cero covid en China permite alza del yuan al nivel más fuerte desde septiembre

En Pekín ya no se exige una prueba negativa del virus tomada en las últimas 48 horas para abordar el transporte público.

Imagen del metro de Pekín, donde ya no se exige una prueba negativa del virus tomada en las últimas 48 horas para abordar el transporte público. EFE/EPA/WU HAO Foto: WU HAO

Publicidad

La divisa nacional de China, el yuan, cotizaba hoy a sus niveles más fuertes frente al dólar desde mediados de septiembre ante el optimismo por la retirada de algunas restricciones antipandémicas en diversas partes de China, lo que ha alentado las apuestas sobre el posible final del ‘cero covid’.

Pasadas las 12.00 hora local (04.00 GMT), el tipo de cambio ‘onshore’, es decir, el operado en mercados locales, había bajado hasta los 6,9515 enteros por dólar, bajando así de la barrera psicológica de los 7 por primera vez desde el 16 de septiembre.

Este lunes, los comercios reabrieron y se aliviaron los requisitos de test del coronavirus el lunes en Pekín y otras ciudades de China, que comenzó a relajar paulatinamente la estricta política de cero covid, fuente de una ola de protestas a lo largo del país.

Publicidad

Autoridades locales en toda China comenzaron una lenta marcha atrás de las restricciones vigentes durante los últimos años, impulsadas por las órdenes del gobierno de adoptar nuevas formas de combatir el coronavirus.

En la capital Pekín, donde muchos negocios están plenamente abiertos, ya no se exige una prueba negativa del virus tomada en las últimas 48 horas para abordar el transporte público.

Personas hacen fila para una prueba PCR para COVID-19 en el distrito de Chaoyang en Pekín. A pesar del aumento de casos, China aflojó las restricciones ya que el metro y los autobuses ya no requieren resultados negativos de COVID-19 tomados dentro de las 48 horas, a partir del 5 de diciembre. EFE/WU HAO Foto: WU HAO

En Shanghái, centro financiero del país que este año soportó un confinamiento de dos meses, los residentes pudieron regresar a espacios abiertos como parques y sitios turísticos sin necesidad de una prueba reciente.

Publicidad

Este martes, la medida fue extendida a un gran número de lugares públicos, excepto centros médicos, hospitales, escuelas, restaurantes, bares y residencias de ancianos.

La vecina Hangzhou fue más allá, al suprimir las pruebas masivas para sus 10 millones de habitantes, excepto para quienes visitan o viven en residencias para ancianos, escuelas y jardines de infantes.

Publicidad

En la ciudad noroccidental de Urumqi, donde un incendio que dejó 10 muertos catalizó la ola de protestas contra los confinamientos, el lunes reabrieron supermercados, hoteles, restaurantes y centros de esquí.

La ciudad de más de cuatro millones de habitantes en la región de Xinjiang, enfrentó uno de los confinamientos más prolongados de China, con algunas partes cerradas de agosto a noviembre.

Las autoridades de Wuhan, donde primero se detectó el coronavirus en 2019, y de Shandong, eliminaron el domingo el requisito de pruebas para usar el transporte público.

Y Zhengzhou, sede de la mayor fábrica de iPhones en el mundo, anunció el domingo que la gente podrá acceder a sitios públicos, tomar transporte público e ingresar a edificios residenciales sin necesidad de una prueba de covid de 48 horas.

Publicidad

Protesta universitaria en Wuhan

La Organización Mundial de la Salud aplaudió el relajamiento de la política china de “cero covid”, luego de que cientos de personas salieron a las calles en varias ciudades para pedir mayores libertades políticas y el fin del confinamiento.

Pero mientras algunas reglas han sido suavizadas, el aparato de seguridad chino rápidamente ha impedido más protestas, con más censura en internet y más vigilancia de la población. Lo que no ha impedido que se celebren algunas manifestaciones esporádicas.

Cerca de 300 estudiantes de la Universidad de Wuhan se manifestaron el domingo por la noche en el campus, según videos publicados en redes sociales y el testimonio de un participante.

Concentrados frente al principal edificio administrativo de la universidad, los alumnos protestaron pacíficamente contra las medidas sanitarias relativas a los exámenes y las vacaciones escolares, explicó un testigo a la AFP.

De momento, el centro no permite que ni los estudiantes ni el personal abandone libremente el recinto del campus.

Bajar el tono

Hasta ahora, la prensa estatal china se había enfocado en destacar los peligros del covid, pero ante el alivio de las medidas decidió cambiar el tono.

El medio empresarial Yicai citó el domingo a un experto de salud, no identificado, quien argumentó que se debe bajar el tono a las estrictas reglas sanitarias.

“La mayoría de los contagiados son asintomáticos (...) y la mortalidad es muy baja”, señaló el experto.

La Comisión Nacional de la Salud (CNS) china establece categorías de enfermedades según su mortalidad y contagiosidad.

Desde enero de 2020, mantiene al covid bajo protocolos de categoría A, que da a los gobiernos locales el poder de imponer confinamientos y poner a personas infectadas en cuarentena. (I)

Redacción
Redacción

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

¿Tienes alguna sugerencia de tema, comentario o encontraste un error en esta nota?

Publicidad

Publicidad

Publicidad