La ministra alemana de Defensa, Christine Lambrecht, afirmó que Alemania pondrá 15.000 soldados a disposición de las fuerzas de intervención rápida de la OTAN, que la Alianza quiere ampliar a más de 300.000.

El Gobierno alemán está dispuesto a aportar “una división, es decir, 15.000 soldados”, precisó la ministra en declaraciones a los medios antes del comienzo de la cumbre de la OTAN en Madrid.

"Alemania está dispuesta a hacer su contribución", garantizó.

Además de la división mecanizada con dos brigadas de combate, el ejército alemán participará en esta nueva estructura con 65 aviones de combate y de transporte, veinte buques de guerra y también unidades de las KSK, la unidad de fuerzas especiales.

Publicidad

Rusia dice que la OTAN busca la confrontación

El "Nuevo Modelo de Fuerzas" que la OTAN quiere adoptar en la cumbre constituye un "paso decisivo para nuestra seguridad exteriores", señaló en declaraciones al semanario "Spiegel" un portavoz de Defensa.

El antiguo modelo de “Fuerza de Respuesta de la OTAN”, agregó, “ya no responde a los desafíos actuales, especialmente en lo que respecta al flanco oriental de la OTAN”.

Por otra parte, Lambrecht y su homóloga holandesa, Kasja Ollongren, anunciaron su intención de suministrar conjuntamente a Ucrania otros seis obuses autopropulsados del tipo Panzerhaubitze 2000.

Lambrecht subrayó que con estos tres obuses que se suman a los siete comprometidos anteriormente, está "yendo al límite absoluto de lo responsable", pero es responsable, agregó, porque Ucrania necesita el apoyo.

Así, Ucrania recibirá por parte de Alemania y Holanda un total de 18 piezas de este equipamiento pesado. (I)