MANTA, Manabí

El barco pesquero Poseidón fue retenido a unas 70 millas náuticas de Manta, porque en su interior navegaban personas que no constaban dentro del pedido de zarpe que los dueños de esta nave hicieron a la Capitanía del puerto de Manta, pero también por transportar una cantidad de combustible que no pudieron justificar su embarque, se dijo.

La revisión de la nave Poseidón fue realizada por las lanchas guardacostas Isla Marchena y Río Jubones. Cuando los uniformados pidieron los documentos públicos habilitantes, detectaron que la mayoría de la tripulación del buque pesquero no constaba en la solicitud de zarpe que otorga la Capitanía de Puerto, una situación que constituye una contravención marítima.

Lo que más les llamó la atención a los agentes de las lanchas guardacostas era la cantidad de combustible que se halló en el barco retenido, se expuso.

Armada retiene en Manta 1.194 galones de gasolina artesanal

El reporte de la autoridad naval indicó que se pudo constatar que además de combustible autorizado para navegar u operar, se estaba transportando 90 pomas de 18 galones de combustible, que equivalen aproximadamente a 1.620 galones, de los cuales unos 1.000 galones no estarían justificados y no tendrían la autorización de la autoridad de Hidrocarburos.

Las personas del navío Poseidón estarían incurriendo en el delito tipificado en el art. 264 del Código Orgánico Integral Penal, que señala sanciones para aquel ciudadano que, sin la debida autorización, almacene, transporte, envase, comercialice o distribuya productos hidrocarburíferos o sus derivados. (I)