Ambato

La tragedia para la familia de Rosario Calero (55), que el sábado 4 de noviembre en la noche fue asesinada con un disparo a la altura de la sien, en el interior de una casa en el barrio El Recreo de Baños de Agua Santa, continúa. La tarde de este lunes falleció la hija de la mujer que también fue herida con arma de fuego.

La segunda víctima del ataque que se perpetró el sábado a eso de las 19:15 es Davielis Vargas Calero (36), quien deja en la orfandad en su natal Venezuela a dos menores de edad de 8 y 12 años, según Érika Rodríguez, familiar de las mujeres.

Publicidad

Informó que este lunes mientras se fueron a retirar el cadáver de su tía en el centro forense, en el norte de la urbe ambateña, hasta donde fue llevado el sábado, a eso de las 14:00 les comunicaron desde el hospital General Docente Ambato (HGDA) del fallecimiento de su prima.

Una extranjera muerta y dos heridas en una hostal de Baños

“Fue sorpresa porque nos informaron que estaba evolucionando bien, luego de la atención por el disparo que le asestaron durante el ataque”, sostuvo y dijo que esperan que su otra prima, Rosario (22), que todavía permanece en la casa de salud, no vaya a tener complicaciones y se recupere de las heridas producidas en diferentes partes del cuerpo con arma blanca.

Explicó que su tía llegó proveniente del Perú hace cerca de tres meses a visitar a su prima que vive por alrededor de seis años en Baños, en donde se dedica a enganchar para la venta de cañas.

Publicidad

Con relación al hecho del sábado aseguró que no conocen nada. Ese día a eso de las 21:00 les llamaron para decirles que se metieron a la casa donde vivían sus parientes y fueron atacadas.

“No sabemos qué es lo que realmente sucedió porque se habla de que fueron encapuchados, pero no estaban en nada malo, ellas eran trabajadoras y todo el mundo en Baños lo sabe”, dijo.

Publicidad

Esperan que se encuentre a los responsables de este doble crimen, porque no saben qué motivó el ataque. “Nosotros venimos de Venezuela y nos quedamos aquí (en Ambato) y en Baños porque son ciudades tranquilas, en todo el tiempo no hemos tenido ningún inconveniente”, sostuvo.

Rodríguez informó que para poder velar a las dos mujeres están haciendo una colecta con el fin de pagar la funeraria y todos los gastos que implica. Están siendo veladas en Ambato y luego sus restos serán cremados. (I)