“Carné de vacunas para el ingreso”. Ese era el anuncio que un guardia hacía con un megáfono en la puerta de acceso a la Plataforma Financiera Norte. Está ubicada en la avenida Amazonas, norte de la urbe.

“¿Desde cuándo están pidiendo?”, preguntó una persona de la tercera edad, en un tono de inconformidad.

El guardia respondió: “Desde el miércoles”.

La misma pregunta hicieron algunas personas y a pesar de no portar el documento, ingresaron pues argumentaron la necesidad de hacer trámites.

Publicidad

Otros se dieron media vuelta y se fueron; Blanca Malla mostró su molestia. Ella llegó al lugar acompañando a su esposo a averiguar un crédito, pero no portaba el documento ni físico ni digital.

Nos coge de sorpresa. Yo creo que la mayoría estamos vacunados, pero igual aquí no nos dejan entrar (...), no dicen nada, no dan información”, aseguró la mujer.

Tampoco se animó a descargar el documento.

“En atención a las últimas disposiciones sanitarias del Gobierno del Encuentro ante la variante ómicron de COVID-19, se informa que a partir del miércoles 1 de diciembre de 2021, todos los funcionarios y usuarios de los edificios públicos deben portar su certificado o carné de vacunación con el esquema completo. Los certificados del Ministerio de Salud Pública pueden ser descargados a través del siguiente código QR”, se leía en un papel pegado en una ventana de ingreso a la Plataforma.

En ese lugar hay 22 entidades de varias funciones estatales y se atiende a unas 25.000 personas diariamente.

Por la variante ómicron, vacunación de dosis de refuerzo contra el COVID-19 se adelanta para el 1 de diciembre

Cruzando la avenida Amazonas y a unos 100 metros de la Plataforma Financiera Norte, varias personas se encolumnaban para entrar al Registro Civil. También debían presentar el documento de vacunación.

Publicidad

Sentado dentro del establecimiento público estuvo Héctor Maldonado, quien fue a sacar la cédula de su hija por primera vez. “Es un trámite muy exagerado digamos porque venimos con el tiempo y encima que nos exijan; obviamente que es por la seguridad, pero entorpece un poquito el proceso”, respondió cuando se le consultó acerca de la presentación del certificado.

Sandra Peña quiso renovar la cédula, pero tuvo que ir de forma presencial porque se le bloqueó la clave después de haber cancelado para hacer el trámite.

Ella presentó el carné físico. “Por nuestra seguridad está bien, pero yo creo que falta un poco más de compartir con la ciudadanía todos los requisitos ahora, esto que es en línea, que hay que sacar los turnos dentro del Registro Civil”, opinó.

En la Corporación Nacional de Telecomunicaciones (CNT) también se ha alertado a la ciudadanía de que se debe presentar el documento de haber sido vacunado.

“Por resolución del COE nacional se solicita, Sres. usuarios, por favor, presentar su carné de vacunación para ingresar a las instalaciones. Gracias”. Esa frase se leía en un papel adherido a una de las puertas de vidrio de la matriz de la CNT, en el norte de la ciudad.

Walter Silva, quien fue a suspender un servicio de internet, mientras esperaba terminar con su trámite contó que antes de entrar le pidieron el documento, pero él no lo llevaba consigo. Una persona con un teléfono celular en mano verificó que ya fue vacunado.

“Está muy bien para tener un mayor control de las personas y así verificar quiénes sí han acudido a los servicios a vacunarse y quiénes no, para una mayor seguridad...”, comentó Silva.

Esthela Cárdenas fue a entregar equipos de internet, pero no llevó el carné y lo verificaron en un teléfono móvil. A ella le pareció de gran ayuda usar ese dispositivo para quien no lleva el documento.

Según Daniela Ortiz, gerenta de Atención al Cliente de la provincia de Pichincha de la CNT, si en los centros comerciales donde hay tiendas de esa empresa pública ya piden el certificado a la entrada no tendrían que hacerlo; caso contrario, sí.

La alternativa si la persona no está vacunada o no encuentra el certificado de vacunación es que puedan usar los medios digitales para sus trámites, a excepción de entrega de equipos, firmas de contratos, solicitudes de devoluciones de pago, explicó Ortiz.

Nueva fase para dosis de refuerzo a mayores de 18 años genera asistencia a centros de inoculación de Quito

Acerca de si la vacuna debería ser obligatoria, Rafael Oyarte, abogado constitucionalista, cree que es posible pues de lo contrario las consecuencias podrían ser restricciones de acceso a ciertos lugares o multas, sanciones, restricciones de acceso al servicio público.

“En algunos casos se requerirá de ley y en otros no, por ejemplo, para establecer restricciones de acceso no se requiere de ley, simplemente se establece la condición y punto, lo puede hacer (el Gobierno) a través ni siquiera de decreto ejecutivo sino hasta por acuerdo ministerial...”, indicó Oyarte.