El hombre que atacó al policía Josué Mero (distrito Quevedo-Mocache) murió la madrugada de este lunes 2 de agosto a causa de un paro respiratorio, según un informe policial.

El atacante del uniformado se encontraba desde el pasado lunes 26 de julio internado en el hospital Sagrado Corazón de Quevedo, en Los Ríos, luego de que otro policía le disparara en defensa propia a la altura del abdomen, y con la intención de desarmarlo o quitarle el machete con el que minutos antes había herido al uniformado Mero.

El hombre se encontraba recibiendo atención médica con custodia policial, ya que se lo acusaba por el presunto delito de intento de asesinato al uniformado Josué Mero, quien ahora permanece en una casa de salud en estado crítico tras la herida provocada con el machete en la parte posterior del cuello.

El fallecido, quien se hacía llamar El Mesías, fue el autor del ataque al policía Mero y era considerado en la ciudad como un fanático religioso. Ese día, el hombre deambulaba en las calles de Quevedo con un machete entre sus manos. En la calle Séptima, centro de la ciudad, se registró la agresión al policía, que realizaba una ronda en una motocicleta, cuando estaba a la espera del cambio de luz del semáforo y sin motivo aparente por parte del acusado.

Mientras tanto, el uniformado sigue con pronóstico reservado, tanto así que podría quedar en estado vegetal o sin movimientos en sus extremidades, ya que el corte habría tocado parte de la médula espinal, indicó su esposa Andrea Velasco.

La gobernadora de Los Ríos, Génesis Blum, dijo que en este caso el otro policía que le disparó al agresor no será procesado y que debió usar su arma de fuego para neutralizarlo y evitar otra tragedia. (I)