Esmeraldas

Marcelo Rodríguez, electricista, realizaba apurado una acometida para anexar la corriente de un generador portátil en un almacén de la ciudad de Esmeraldas.

Su propietario, Alberto Mendoza, tenía listo el generador en la puerta de su local en caso de un apagón eléctrico. “La suspensión masiva del suministro de electricidad en esta semana nos tomó por sorpresa y hay que estar prevenido”, manifestó.

Publicidad

En otros locales no se observaron generadores portátiles y algunos propietarios y empleados desconocían que había dos horas de desconexión eléctrica en las ciudades de Esmeraldas y San Lorenzo del Pailón, en la frontera.

Mientras, Laura Estupiñán, quien vende productos refrigerados, tenía la confianza de que el restablecimiento del servicio eléctrico estaba resuelto en el país.

Opinión similar manifestó Iván Nazareno, quien tiene una vulcanizadora en la vía principal del viaducto Esmeraldas-Tachina.

Publicidad

Los cortes eléctricos causan pérdidas económicas, principalmente en establecimientos que requieren este servicio, dijo Ariel Lozada, mecánico automotor.

CNEL anunció que la desconexión era por dos horas en San Lorenzo del Pailón, Eloy Alfaro, Quinindé, Cotacachi y Puerto Quito, la mañana de este viernes, 21 de junio.

Publicidad

En la ciudad de Esmeraldas el servicio eléctrico fue normal en el centro, norte y sur de la urbe.

Humberto Hidalgo, técnico de una empresa operadora de televisión e internet privado, dijo que en el centro de San Lorenzo del Pailón tampoco se registraron apagones. (I)



Publicidad