Esmeraldas

Mensajes por la paz y el cese de la inseguridad estuvieron en las plegarias que elevaron las familias participantes del viacrucis de Viernes Santo que se realizó en Esmeraldas, la tarde de este viernes 7.

La procesión estuvo presidida por Antonio Crameri, obispo de Esmeraldas, y varios sacerdotes de las parroquias católicas de la localidad del norte del país.

Publicidad

Crameri enfatizó en la necesidad de unir a las autoridades y ciudadanos en la búsqueda de soluciones al desempleo, educación y otras necesidades básicas insatisfechas en la población.

También hizo énfasis en los inconvenientes que generan la delincuencia, sicariato y extorsiones.

En esta ocasión, por motivos de seguridad, la procesión se inició alrededor de las 17:00, desde la iglesia La Merced.

Publicidad

Aurora Caicedo, una de las asistentes, rezó por unos familiares que están detenidos por varios delitos.

Entre los fieles también expusieron a Dios sus solicitudes en torno a la situación de salud en los hospitales y la política.

Publicidad

La romería recorrió las calles 10 de Agosto, José Joaquín de Olmedo, Juan Salinas. Simón Bolívar, Manabí y finalizó con la misa campal en la Catedral Cristo Rey.

Unos 200 policías coordinaron la seguridad de la procesión, al mando de Julio Vásquez, jefe de la Subzona Esmeraldas.

En Santo Domingo de los Tsáchilas, en otras romerías, algunos feligreses cumplieron penitencias, como caminar descalzos o haciendo representaciones del Cristo crucificado.

Uno de los recorridos se dio por la calle 29 de Mayo, avenida Chone, Abraham Calazacón y culminó en el cerro El Bombolí. (I)

Publicidad