La compañía que proveía el call center al Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) dejó de prestar ese servicio.

Joan Paul Egred, abogado de la firma Consorcio Flobe Group, mencionó que desde el 2017 se prestó el servicio hasta este domingo, 14 de agosto, a las 24:00 para el agendamiento de citas médicas en los dispensarios y hospitales a nivel nacional.

Explicó que en 2017 hasta 2019 tuvo un contrato para administrar el call center, que terminó ese año y el IESS pidió -por escrito- que continúe prestando el servicio mientras realizaba el proceso de contratación pública.

Eso, sostuvo, nunca sucedió y durante ese tiempo se vio obligada la firma a trabajar sin pagos puntuales, que llegaron a los 322 días.

Publicidad

En riesgo empleo de 20.000 familias si el IESS no cancela deuda a prestadores externos, advierten empresas que dan servicios médicos

Durante ese tiempo, mencionó, Flobe Group enfrentó diversos procesos judiciales de orden laboral de sus trabajadores y asumió compromisos con los proveedores.

Agregó que con anticipación se notificó al IESS la imposibilidad de seguir prestando el servicio desde el punto de vista técnico.

Egred añadió que el mes pasado, el IESS les pagó los valores pendientes, pero insistieron que no iban a seguir con el servicio. No hubo respuesta desde el Seguro Social, indicó.

La deuda pendiente aún es la de julio del 2022 y los 14 días de agosto; el monto de la deuda aún debe levantarse en un informe técnico a ser validado.

Publicidad

El monto que se pagó previamente superó los $ 3 millones.

‘Me pusieron anestesia pero yo fui a comprar’: relatos de pacientes del hospital Andrade Marín del IESS, que hizo prueba piloto de externalización de medicamentos a puerta cerrada

El personal que se requiere, indicó, para que la operación telefónica sea óptima, varía entre 450 a 800. Por la falta de pago puntual hubo reducción paulatina de personas.

El mes pasado hubo 80 y el domingo 40 trabajadores, con quienes se suscribió las actas de finiquito.

El número de llamadas, añadió, fluctúa y depende de las necesidades ciudadanas.

Publicidad

Varios usuarios fueron a las dependencias del Seguro Social a agendar de manera personal sus citas, pero otros afirmaron que la línea telefónica sí funcionaba.

Este Diario llamó al 140 y la voz de una contestadora respondió: “Bienvenidos al call center del IESS”, digite 2 para agendar una cita médica. Al digitar 2, la voz respondío: “digite su número de cédula seguido del signo numeral”.

Luego de varios segundos de espera y de escuchar una música de fondo nuevamente la voz grabada respondió: “Pronto atendemos su llamada, si desea ser contactado al número con el que se ha comunicado, digite 1, caso contrario digite 2″.

Al poner 1, la contestadora respondió: “digite el número de teléfono al cual quiere que se le devuelva la llamada”. Se digita el número y la voz finalmente respondió: “Gracias por comunicarse con el IESS, hasta luego”.

El IESS no se ha pronunciando aún sobre el tema. (I)