El exceso de oferta de crudo a nivel mundial, así como una desaceleración económica han llevado al precio del crudo a la baja durante siete semanas. Si bien el precio teórico del crudo ecuatoriano terminó en $ 54,42 el 20 de noviembre pasado, según los datos de Petroecuador, el WTI (crudo marcador del ecuatoriano) cerró el viernes apenas por encima de la barrera de los 50 ($ 50,4).

En este contexto, la proforma 2019 ha sido calculada con un crudo de $ 58,2. La cifra es demasiado optimista debido a la actual realidad, dice Fernando Santos Alvite, exministro de Energía.

Según Santos, hay un exceso de oferta a nivel mundial, en especial de EE.UU. que produce casi 2 millones de barriles diarios más. La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) ha estado hablando de la posibilidad de recortar la producción en 1 o 1,5 millones de barriles diarios, pero EE.UU. presiona a Arabia (parte de la OPEP) para que no baje la producción, pues le interesa tener derivados baratos.

El 6 de diciembre se realizará una reunión de la OPEP en la que se decidirá una política frente a la caída. Si el pronunciamiento no es claro, podría echar más a la baja los precios, dice.

Para Santos, el precio del crudo en la proforma debería ser revisado unos $ 10 a la baja.(I)