Las tareas de soterramiento de cables, dentro de un contrato con la Corporación Nacional de Electricidad (CNEL), tienen un avance del 18%. Se trata del proyecto Priza, con financiamiento del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), para mejorar el ornato de la ciudad luego del terremoto suscitado el 16 de abril del 2016.

El alcalde de Sucre, Manuel Gilces Mero, señaló que tras verificar el avance de la obra coordinó acciones entre la empresa contratista, fiscalizadores y técnicos municipales, a fin de causar el menor impacto a la ciudadanía manabita.

Señaló que se procedió a verificar el proceso constructivo y coordinar acciones a fin de causar el menor impacto posible mientras dure la obra.

Jaime Ruales, del consorcio Soterramiento Bahía, remarcó que el avance de obra es del 18% y que se han encontrado inconvenientes por el tipo de suelo, que han sido superados.

La obra de soterramiento de cables de energía eléctrica y comunicaciones tiene un costo que sobrepasa los $ 9 millones y cubre el 70% de Bahía de Caráquez, manifestó Ruales.

Cielo Intriago, moradora del barrio Julio Marín Barreiro, señaló que es importante que las autoridades locales estén pendientes del avance de las obras para garantizar la terminación en el tiempo establecido y con la calidad conforme a especificaciones del contrato. (I)