Instagram está explorando nuevas formas para verificar la edad de los adolescentes y que cumplan con las reglas de la plataforma.

La aplicación, propiedad de Meta, está probando selfies de video con software de análisis facial como un nuevo método de verificación de edad.

Algunos usuarios de Instagram tratan de eludir la regla que establece que debes ser mayor de 13 años, editando su fecha de nacimiento para que parezcan mayores de 18 años.

Pero los adolescentes de EE.UU. que ahora lo intenten tendrán tres formas de verificar la edad: subir una identificación, pedirles a tres usuarios adultos que respondan por ellos o tomarse un videoselfie.

Publicidad

Meta dice que espera que los nuevos métodos aseguren que los adolescentes tengan una “experiencia apropiada para su edad” en Instagram.

El gigante tecnológico se ha enfrentado anteriormente a críticas sobre la seguridad de los adolescentes y los niños en sus plataformas.

Varios estados de EE.UU. investigaron a Instagram el año pasado por las experiencias de los niños que comparten fotos en la aplicación, en respuesta a las filtraciones de la denunciante de Facebook Frances Haugen.

Will Gardner, director ejecutivo de Childnet y director del Centro Internet Más Seguro en Reino Unido, dice que la nueva prueba es alentadora: “Existe el potencial para tratar de ayudar a proteger a los niños del contenido que no es para ellos y hacer que su experiencia en internet sea más adecuada”.

Publicidad

Pero 5Rights Foundation, una organización británica que hace campaña para la seguridad de los niños en el entorno digital, afirma que tales esfuerzos están “atrasados”.

Las plataformas deberían “dejar atrás la actitud de ‘no mires, no veas’ que ha puesto en riesgo a millones de niños”, dice 5Rights, y agrega que “simplemente saber la edad de sus usuarios no es suficiente”.

Desde principios de este mes, padres y tutores de usuarios adolescentes de Instagram cuentan con herramientas adicionales para supervisar la experiencia de sus hijos en la plataforma.

Ahora pueden establecer límites de tiempo y ver los detalles de cualquier reporte que su hijo haga.

Publicidad

Los adolescentes también serán “alentados” a mirar otro contenido si ven repetidamente los mismos temas en la página “Explorar”, y se les animará a “tomar un descanso” si se desplazan continuamente por los Reels.

Videoselfies y avales

Los videoselfies se han convertido en una forma popular que usan las plataformas digitales, como las aplicaciones de banca en línea, para verificar la edad o la identidad de los usuarios.

Actualmente, Instagram usa videoselfies como una forma en que los titulares de cuentas pueden verificar su identidad si se les bloquea el acceso a su cuenta.

META

Meta se asoció con Yoti, un proveedor de identificación digital de Reino Unido, cuya tecnología estima la edad mediante el análisis de rostros y rasgos faciales humanos.

Publicidad

Yoti dice que su algoritmo, entrenado con imágenes faciales de personas anónimas y su fecha de nacimiento, no puede identificar individualmente a los usuarios ni nada sobre ellos, excepto su edad.

Su último reporte, publicado en mayo, indicó que la tecnología era precisa para niños de seis a 12 años con un rango de error de 1,36 años, y para niños de 13 a 19 años con un rango de error de 1,52 años.

Meta señala que ambas compañías eliminarán la imagen una vez que se haya confirmado la edad del usuario.

Mientras tanto, la verificación con otras personas permite a los usuarios pedir a tres seguidores mutuos que confirmen su edad.

Aquellos a los que se les pide que confirmen la edad de un usuario deben tener al menos 18 años y no pueden responder por ningún otro usuario en ese momento.

META

Sentirse seguro en las redes sociales

La doctora Ysabel Gerrard, profesora de medios digitales y sociedad en la Universidad de Sheffield, dice que los nuevos métodos de verificación de edad de Instagram son una adición bienvenida, además de solo pedirles a los usuarios que carguen una identificación.

Pero agrega que confiar en las herramientas de verificación de edad como una forma de proteger a los jóvenes en línea puede pasar por alto la pregunta de por qué, en primer lugar, están intentando crear cuentas para adultos.

“Muchos de ellos dicen que tienen 18 años en Instagram no para hacer cosas malas o ver contenido malo”, dice Gerrard.

“Estar técnicamente registrados como adultos los hace sentir seguros porque piensan que así no van a ser acosados”.

Para la doctora Gerrard, los nuevos mecanismos de verificación de Instagram plantean preguntas más amplias sobre qué ayuda a los niños a sentirse seguros en las plataformas de redes sociales.

“Pretender ser un adulto es una de estas cosas. Es una dura realidad, pero no podemos fingir que no está sucediendo”.