Accesorios de lujo, como gargantillas y tiaras forman parte de la colección que en vida portó Lady Di y que heredaron sus hijos, los príncipes Guillermo y Enrique, para que sus esposas logren lucirlas.

Su deseo se cristalizó en primer lugar con Kate Middleton, la esposa de Guillermo, con el anillo de zafiro azul del compromiso. La joya de 12 quilates está rodeada de 14 diamantes y según recoge la revista Vanidades, en la actualidad su valor alcanza los 500.000 dólares. Primero el anillo se lució en la mano de Lady Di y ahora es el favorito de Kate.

Esa misma gema fue utilizada para los aretes de zafiro que combinan con el anillo de compromiso.

En la siguiente foto compartida por la cuenta de la familia real en Instagram se aprecia a Kate usando la colección de zafiro, completa.

Publicidad

Pero ese anillo no debía pertenecer a Catalina, sino que le correspondía realmente a Meghan Markle. Según el documental The Diana Story, el mayordomo Paul Burrel contó que cuando la princesa Diana murió en 1997, sus hijos tuvieron la opción de elegir un objeto de los más preciados por ella. Guillermo escogió el reloj Cartier que había sido un regalo de lord Spencer cuando ella cumplió 21 años, mientras que Enrique eligió el anillo de compromiso.

Finalmente, cuando Guillermo decidió pedirle matrimonio a Catalina, convenció a su hermano Enrique que le diera la joya para la futura reina de Inglaterra.

Otro obsequio que le correspondió a Kate son los pendientes de perlas en forma de gotas que recibió la princesa Diana como obsequio de bodas. La duquesa de Cambridge los usó en el banquete de Estado con los Países Bajos, junto con la corona llamada Cambridge Lover’s Knot Tiara, una pieza símbolo de la colección real por décadas confeccionada en 1913.

La tiara, que está compuesta por 19 perlas en forma de gotas y pequeños diamantes, fue devuelta a la reina Isabel cuando Lady Di se divorció de Carlos.

Entrevista de Meghan y Harry con Oprah: por qué la prensa compara a la duquesa de Sussex con la princesa Diana

Mientras, Meghan Markle también ha logrado lucir finas joyas pertenecientes a la princesa Diana, en algunos eventos sociales y diplomáticos.

La duquesa de Sussex lució un anillo aguamarina, que en primera instancia fue de “la princesa del pueblo”, como un obsequio de su amiga Lucía Flecha de Lima; Diana de Gales lo usó por primera vez durante una subasta de ropa en 1997.

Otra joya obsequio que tiene la exactriz son un par de aretes con forma de mariposa con diamantes negros y blancos que usó en Australia luego de anunciar su primer embarazo. (E)