¿Quiere atenuar o eliminar las ojeras o bolsas debajo de los ojos? El aloe vera o sábila es una planta muy utilizada en la estética, la cosmética y la salud, ya que cuenta con diversas propiedades que ayudan a cuidar la piel y el cabello.

Su poder cicatrizante, antioxidante y antinflamatorio, además de su alto contenido en vitaminas, son algunas de las cualidades de la sábila que la convierten en un producto estrella para nuestra rutina de cuidados diarios, tal como lo publicó UnComo.

Las bolsas bajo los ojos son un indicador de retención de líquidos o inflamación. Allí el aloe vera actúa como antiinflamatorio. Además, la sábila limpia la piel, previene irritaciones e infecciones, así como lo reseñó Harpers Bazaar.

Publicidad

Trucos de cejas para rejuvenecer el rostro

El aloe vera limpia la piel y previene irritaciones e infecciones.

Cómo usar la sábila en ojeras y bolsas de los ojos

Al utilizar un producto para el rostro, aunque sea natural, lo primero es verificar que no te causará algún tipo de reacción. Si nunca usaste sábila, los expertos recomiendan probar un poco en la parte interna de la muñeca y verificar su inocuidad en tu piel, según una publicación de Semana.

Para usar el aloe vera sin procesar y de la manera más natural:

• Corta una hoja de la planta y extrae la pulpa de su interior. La reconocerás por ser como una gelatina transparente.

Publicidad

• Luego elimina el líquido amarillo que hay dentro de la pulpa ya que este puede generar irritación.

• Deja la pulpa en un frasco hermético dentro de la nevera durante 20 minutos.

Publicidad

• Aplica el gel sobre el contorno de los ojos y déjalo actuar 15 minutos, es importante que evites colocar la pulpa sobre el párpado, pues al absorberse podría producir irritaciones en el ojo.

• Luego de los 15 minutos, retira el exceso de gel con un paño húmedo.

Ricky Martin sorprende con cambios en el rostro

El aloe vera o sábila es una planta muy utilizada en la estética, la cosmética y la salud.

Mascarilla de aloe vera para las ojeras

Ingredientes:

  • Penca de aloe vera
  • Compresas de algodón
  • Licuadora
  • Recipiente hermético

Preparación:

Publicidad

  • Divide la penca de aloe vera por la mitad y separa la pulpa.
  • Agrega el aloe vera a la licuadora y licúa por 20 segundos o hasta que su consistencia esté completamente líquida.
  • Vierte la mezcla junto con las compresas de algodón en el recipiente hermético y colócalo en la nevera.
  • Cuando lo necesites saca un par de compresas y aplícalas debajo de tus ojos por 10 minutos.
  • El aloe vera hidratará el contorno de ojos, mientras que el frío reducirá la inflamación de las bolsas casi de inmediato.
  • Puedes gardar la preparación en el refrigerador hasta una semana.

(I)