Por Dra. Martha Naranjo*

La piel del rostro se encuentra expuesta constantemente a diferentes cambios climáticos, polvo, contaminantes ambientales, que llenan de impurezas e irritan nuestra piel.

Actualmente en medicina estética se combina la medicina biológica y regenerativa con resultados excelentes y exitosos.

Los exosomas o células mesenquimales, plasma rico en plaquetas, fillers de células madres de adiposidad hoy son un boom. Ya que muchas mujeres y hombres quieren lucir bien manteniendo su mismo rostro, tomando conciencia que la belleza es mejorar y no cambiar.

Publicidad

Los exosomas es un innovador tratamiento dermal que a través de extractos proteicos de células madres de placenta nos ayudan a revitalizar la piel, favoreciendo el metabolismo celular activando la producción de colágeno y elastina, disminuyendo la longitud y profundidad de las arrugas, manchas y secuelas de acné.

Los exosomas fueron descubiertos por el científico sueco Jan Lotivall hace 15 años. Él describía que los exosomas eran bolsas o vesículas no de desecho, sino que llevaban material ARN (molécula) mensajero (material genético). Estas vesículas miden de 30 a 100 nm (nanómetros), se originan en el mesodermo (capa) de los tejidos como médula ósea, hígado, bajo, placenta, sangre periférica, tejido adiposo, cordón umbilical.

Los exosomas se introducen en la piel o tejido por medio de terapia con microagujas o dermapen o radiofrecuencia fraccionada. Foto: cortesía.

En estética se utilizan dos tipos de exosomas, el dermal y el capilar. Estos se introducen en la piel o tejido por medio de terapia con microagujas como el dermapen o radiofrecuencia fraccionada. Esto se realiza en tres a seis sesiones cada tres semanas, según la calidad de piel del paciente.

¿Dónde se utiliza?

En cualquier parte del cuerpo que haya un problema de piel su uso más frecuente es en cara, cuello y escote, también en el cuero cabelludo, zona íntima.

Publicidad

¿Cómo se realiza?

Bajo preparación previa se colocan los exosomas por medio de dermapen, con resultados muy evidentes, no hay dolor, procedimiento de 40 minutos, sin efectos secundarios.

Se observa desde la primera sesión rejuvenecimiento de la piel, disminución de manchas, retracción de la piel, regeneración de heridas o secuelas de acné.

Una semana después del tratamiento. Foto: cortesía.

Beneficios

  • Bioestimulación y regeneración celular
  • Excelente absorción
  • Aumento de la producción de colágeno y elastina de forma natural
  • Mejora notablemente cicatrices de acné
  • Es antidrogas
  • Regenera el tejido abrasivo (láser, peeling, dermoabrasión)
  • Atenúa líneas de expresión
  • Disminuye manchas
  • Reafirma la piel
  • Es un procedimiento para hombres y mujeres que necesitan mejorar su calidad de piel, cabello y zona íntima (son las más usadas en estética)
  • No son inyectables. Las inyectable son de otro tipo.
  • Es una opción en la medicina estética de rejuvenecimiento
Dra. Martha Naranjo, cirujana reconstructiva.

Además de la piel, tiene dos plus maravillosos, como son en la zona capilar donde se combina exosomas y plasma rico en plaquetas obteniendo otros beneficios tales como:

  1. Reduce la caída del cabello
  2. Recupera el cuero cabelludo
  3. Nutre el folículo piloso
  4. Incrementa el flujo sanguíneo
  5. Engrosa el cabello quebradizo

Los exosomas o células mesenquimales es la medicina biológica y reparadora del futuro que regenera, repara, hidrata y mejora la estructura de la piel, folículo piloso y zona íntima.

Recomendaciones importantes

  • Debe ser manejado por médicos, en un lugar aséptico, con indicaciones especiales y sus resultados serán maravillosos.
  • Se sugiere este procedimiento a personas a partir de los 40 años cuando aparecen cambios en la estructura de la piel.

*Dra. Martha Naranjo, cirujana reconstructiva, máster en medicina antienvejecimiento y máster en medicina biológica. Centro Médico Splendor (Urdesa central). Telf.: (04)238-1880.