Hacer ejercicio, evitar los alimentos azucarados y los carbohidratos, bajar de peso y limitar el consumo de alcohol son algunas de las formas en las que se puede evitar el aumento de los triglicéridos en la sangre.

Estos lípidos o grasas se encuentran en la sangre y pueden ser perjudiciales para la salud cuando se acumulan en grandes cantidades. Afortunadamente, existen jugos que también ayudan a disminuir sus niveles de forma natural.

Cinco jugos naturales para bajar el azúcar en sangre que pueden beber los diabéticos

Los jugos para bajar los triglicéridos

Jugo de remolacha con manzana

Las manzanas y la remolacha son ricas en fibra. Foto: Freepik

Para preparar este jugo, se deben picar 50 gramos de remolacha y dos manzanas en trozos pequeños, luego licuarlos con el jugo de un limón y un trozo pequeño de jengibre.

Publicidad

Tomar esta bebida una vez al día permite aprovechar al máximo las propiedades de la remolacha y la manzana, las cuales son ricas en fibra y ayudan a disminuir tanto los triglicéridos como el colesterol malo en el organismo.

Jugo de piña y de naranja

La vitamina C de la naranja y la piña inhibe la oxidación de los triglicéridos. Foto: Pexels

Para este jugo, necesitas dos vasos de agua, dos ruedas de piña, el jugo de una naranja y de un limón. Su preparación también es sencilla, pues solo debes batir los ingredientes en una licuadora, luego colar y ya está listo para servirse y tomarse dos veces al día.

¿Cuáles son los beneficios de ambas frutas? De acuerdo con Semana, tanto la piña como la naranja son ricas en fibras solubles y vitamina C, propiedades que reducen la absorción de los triglicéridos.

Publicidad

Infusión de canela y cáscara de naranja en ayunas para bajar de peso, deshinchar y rejuvenecer la piel

Agua de avena con canela

La avena también es un alimento que ayuda a acelerar el metabolismo Foto: izhairguns

Para preparar esta bebida, se debe mezclar 1/2 taza de avena en hojuelas con 500 mililitros de agua y un palo de canela. Dejar reposar la mezcla durante la noche, colarla al día siguiente y beberla en ayunas.

Consumir este jugo diariamente permite aprovechar los betaglucanos de la avena, una fibra que disminuye la absorción de lípidos en el intestino, además de los antioxidantes de la canela.

Publicidad

(I)

Te recomendamos estas noticias