A lo largo del mes de junio, en su teléfono móvil pudo haber recibido unos mensajes del Ministerio de Salud Pública. Se podría llegar a pensar que formaba parte de la campaña que promovía el Gobierno ecuatoriano para promover la vacunación contra el COVID-19, sin embargo, esto no es más que eso.

“Las vacunas salvan vidas. Ayuda a tus hijos a prevenir enfermedades mortales como el sarampión” o “Sarampión, poliomielitis, difteria, tosferina causan discapacidad o muerte. Asegura su futuro. Vacuna a tu niño en el centro de salud”, forman parte de los mensajes que han recibido varios usuarios.

El esquema nacional de inmunizaciones, que está vigente en Ecuador, establece las vacunas necesarias (algunas obligatorias) desde los 0 meses hasta adultos y hasta el número de refuerzos.

Unicef advierte descenso “alarmante” de niños con pauta de vacunación completa

De acuerdo con información de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), los últimos casos de sarampión que se dieron en Ecuador fueron en el 2018, en ese año se contabilizaron 19 casos.

Publicidad

El sarampión es una enfermedad viral muy contagiosa, que afecta principalmente a los niños, que se transmite por la tos, estornudo, contacto personal íntimo, así como de secreciones nasales. Dentro de los problemas que puede ocasionar se encuentran la diarrea intensa, infecciones de oído, ceguera, neumonía y encefalitis.

La OPS indicó que el primer signo de la enfermedad es la fiebre alta, tras 12 días de la exposición al virus, también se puede presentar rinorrea, tos, ojos llorosos y rojos, y pequeñas manchas blancas en la cara interna de las mejillas. También aparece un exantema que se extiende y que dura hasta 6 días.

Para la prevención de la enfermedad, en el esquema se establece que entre los 12 y 36 meses de edad (1 a 3 años) se apliquen dos dosis de la vacuna SRP. La diferencia entre ambas dosis es de seis meses. En el 2021, la cobertura de vacunación llegó al 65% (primera dosis) y al 58% (segunda dosis).

Cuánto tiempo dura la vacuna contra la viruela

En el caso de la poliomielitis, el último caso en el país se reportó en 1990. Esta es una enfermedad neurológica que afecta principalmente a niños que puede causar parálisis. La transmisión del virus es de persona a persona, principalmente por vía fecal-oral o, en menor de los casos, a través de agua o alimentos contaminados.

Publicidad

Dentro de los síntomas iniciales están fiebre, cansancio, cefalea, vómitos, rigidez del cuello y dolores en los miembros.

En Ecuador se aplica cinco dosis de la vacuna contra la polio, hasta los cinco años de edad. Las dos primeras dosis corresponden a la vacuna fIPV, una es colocada a los dos meses y la segunda a los cuatro meses. La tercera dosis es a los 6 meses y corresponde a la vacuna bOPV, esta misma vacuna se coloca un año después que corresponde a la cuarta dosis y también a los 5 años (corresponde a la quinta dosis).

¿Cómo actúan las vacunas? Se lo contamos aquí

En el país hay un descenso en la aplicación de las dosis, llegando a tan solo el 49,5% para la quinta dosis, según cifras del 2021. La primera contabilizó el 70,4% de cobertura poblacional.

Sobre la difteria y tosferina, el esquema contempla cinco dosis también, arrancando con la pentavalente a los dos meses de edad y culminando a los cinco años con la DPT.

Esta es la lista, de acuerdo a las zonales, donde se aplican las vacunas dentro del esquema nacional. (I)