El Ministerio del Ambiente, Agua y Transición Ecológica gestiona acciones para contrarrestar los daños registrados en Penipe y Chambo, en la provincia de Chimborazo.

Esto, tras una reunión convocada por la ministra del Ambiente, Sade Fritschi, para dialogar sobre la situación de las familias damnificadas que se encuentran sin el servicio de agua potable a raíz de los deslizamientos por las fuertes lluvias.

Se declara en emergencia al cantón Penipe, en Chimborazo

La funcionaria convocó a la Mesa Técnica de Trabajo n.º 1, con el objetivo de buscar medidas para garantizar la provisión de agua segura, saneamiento y gestión de residuos sólidos en casos de emergencia, a través de la Dirección Zonal 3.

Publicidad

El 18 de junio, la institución confirmó los daños ocasionados ante el deslizamiento de lodo en el cantón Chambo, donde se realizaron mingas y trabajos de limpieza.

Hasta el momento se ejecuta la movilización de tanqueros de la Empresa de Agua de Riobamba, junto a tareas de control de pH y control residual por parte de la Agencia de Regulación y Control del Agua (Arca) para asegurar la calidad del líquido.

COE de Tungurahua se mantiene en sesión permanente ante daños causados por lluvias

Además, Unicef realizó una donación el pasado 23 de junio de 400 pastillas purificadoras de agua y 40 kits, que beneficiaría a 6.000 habitantes de Palictahua, El Guzo, Matus, Calshi y El Altar.

Publicidad

Mientras, Luis Escobar, alcalde de Chambo, realizó la entrega de 20 tubos PVC de seis metros de longitud, 200 milímetros de diámetro y 1.25 megapascales de presión.

Según cifras del ministerio, cerca de 24.000 ciudadanos de las comunidades afectadas se encuentran sin el servicio de agua potable tras la declaratoria de emergencia. (I)

Publicidad