Un intenso congestionamiento vehicular se registró la noche de este viernes 7 en diversas zonas de Guayaquil, minutos antes del inicio del toque de queda y del tercer confinamiento parcial que implementaron las autoridades para evitar el avance del COVID-19.

La medida rige desde las 20:00 de este viernes 7 hasta las 05:00 del lunes 10.

La tarde de este viernes, cientos de ciudadanos acudieron a mercados, centros comerciales, restaurantes para comprar regalos por el Día de la Madre, que se celebra este domingo, y abastecerse de comida y otros productos durante los días de encierro, ante la restricción de movilidad.

Decenas de personas acudieron hasta el Mercado de Flores, la tarde de este viernes 7. Foto: José Beltrán

En la avenida Machala se registraron atascones desde las 16:00. Agentes de la Autoridad de Tránsito y Movilidad (ATM) controlaban el tránsito a la altura de la calle Piedrahíta, en los exteriores del Mercado de Flores, donde decenas de personas ingresaban para comprar arreglos florales y otros obsequios.

Cecilia Gómez compró un arreglo floral en 20 dólares, luego de recorrer varios locales. “Ahora debo ir a retirar una torta y otro regalo, pero la ciudad es un caos, hay mucho tráfico”, dijo la mujer.

En la avenida Pedro Menéndez Gilbert, en dirección sur-norte, los carros avanzaban de forma lenta cerca de las 19:00. El congestionamiento vehicular se replicó en otras avenidas, como la Francisco de Orellana, Carlos Luis Plaza Dañín, del Bombero, Quito y la vía Perimetral.

Ciudadanos hacían colas para ingresar a supermercados y abastecerse de productos para el fin de semana de encierro. (I)