Fundación La Iguana promueve árboles nativos en Guayaquil

arboles-nativos-Guayaquil-27-jun-18-Serrano
arboles-nativos-Guayaquil-27-jun-18-Serrano
En el parterre central de la avenida Barcelona se sembraron 400 árboles durante en el año 2015. Aromo, guayacán amarillo, roble amarillo y algarrobo son algunas de las especies (Víctor Serrano).
1 de Julio, 2018 - 00h14
1 Jul 2018 - 00:14

Andrea Fiallos, presidenta de la fundación La Iguana, institución que trabaja en temas de conservación ambiental con nueve municipios, incluido el de Guayaquil, es partidaria de sembrar árboles nativos en lugar de especies introducidas, cuya utilidad es más decorativa.

 

 

Su trabajo en el Puerto Principal ya es visible a lo largo de la avenida Barcelona, donde en el 2015 –conjuntamente con el Cabildo– sembró 400 árboles de aromo, guayacán amarillo, roble amarillo y algarrobo.

Actualmente, describió ella, esos árboles alcanzan entre 6 y 8 metros de altura, pues han recibido un mantenimiento perenne de la fundación.

Fiallos refirió que cuando se planta un árbol con la técnica debida se evitan daños posteriores en aceras, parterres o calles y más bien se contribuye al regreso de la vida silvestre.

De allí, sostuvo, la importancia de arborizar ciudades como Guayaquil de clima cálido.

“Se ha satanizado, se lo ha visto al árbol como un monstruo que te va a romper tu casa, tu calle, tu techo, y eso es falso. Hay que sembrar con técnica, hay que conocer qué especie sembrar”, comentó la especialista.

Estimó que al finalizar julio empezará una nueva labor de reforestación. Esta vez en la avenida Agustín Freire, entre Sauces y la Alborada, donde reemplazará 200 palmas por árboles de fernán sánchez y tecom.

“Hemos podido lograr que la gente realmente entienda la importancia de conservar y de reproducir lo que es nuestro, lo que nos representa”, enfatizó con orgullo la presidenta de fundación La Iguana. (I)

Fundación La Iguana promueve árboles nativos en Guayaquil
Comunidad
2018-07-01T17:50:01-05:00
Su trabajo en el Puerto Principal ya es visible a lo largo de la avenida Barcelona, donde en el 2015 –conjuntamente con el Cabildo– sembró 400 árboles de aromo, guayacán amarillo, roble amarillo y algarrobo.
El Universo