Jared Birchall ha sio durante últimos seis años la mano derecha de Elon Musk, manejando la fortuna y los caprichos de la persona más rica del mundo.

Birchall ha permanecido y actuado en un segundo plano. Tiene 47 años y es una de las personas más importantes del círculo de Musk. Además, de estar a la cabez de la oficina familiar del líder de Tesla Inc., Excession. Incluso, gestiona muchos de los emprendimientos personales de Musk.

Una de sus colaboraciones más recientes fue haber ayudado a comprar Twitter Inc. con un complejo paquete de financiación que inicialmente incluía un préstamo récord de 12.500 millones de dólares.

La mano derecha de Musk formaba parte del pequeño círculo que interactuaba con Wall Street para conseguir los préstamos que eran clave para asegurar el acuerdo.

Publicidad

Jared Birchall. Foto: (Patrick T. Fallon/Bloomberg)

Además, Birchall ha desempeñado un papel de embajador, abrazando la opinión de Musk de que Twitter debería ser una plataforma sin restricciones para la libertad de expresión.

La vida del multimillonario es complicada. Mientras Musk cumple con cada una de sus actividades y deseos, alguien tiene que estar ahí para ocuparse de los detalles: organizar el jet, vender las casas, contactar con los banqueros, contratar a las niñeras y a los guardias de seguridad, ese es Birchall.

¿Cómo llegó a la vida de Elon Musk?

Birchall se inició en el mundo de las finanzas en Goldman Sachs Group Inc. tras graduarse en Brigham Young en 1999. Fue un período corto: en 2000, se trasladó a trabajar en la riqueza privada en Merrill Lynch en Los Ángeles, donde fue despedido.

En 2010, Birchall trabajó para Morgan Stanley, donde se destacó en la gestión de las fortunas de los ricos. Fue entonces cuando Musk lo llamó. Birchall dejó Morgan Stanley en 2016 para ayudar al líder de Tesla a crear Excession. (I)