Una es una foto oficial y otra es tomada por paparazzis, pero hoy han salido a la luz dos fotografías de los nietos de Diana de Gales que están dando la vuelta al mundo.

Horas atrás, Kate Middleton, duquesa de Cambridge y esposa del príncipe Guillermo de Inglaterra, compartió en su cuenta oficial de Instagram (@kensingtonroyal) una imagen de su hijo menor, el príncipe Luis, sonriendo en una bicicleta, para celebrar su cumpleaños número 3.

Mientras tanto, en California, la esposa del príncipe Enrique, Meghan Markle, fue fotografiada en Los Ángeles con su primogénito, Archie, en brazos, mientras caminaban. En la imagen, también se evidencia el avanzado estado de gestación de la exactriz de Suits, motivo por el cual no pudo asistir al funeral del príncipe de Edimburgo.

Pronto, Enrique y Meghan serán padres de una niña.

Según ciertos comentadores reales, la circulación de ambas fotografías simultáneamente solo alimenta la imagen de competencia o hasta de una posible rivalidad entre ambas, luego de que Meghan revelara públicamente, durante su entrevista con Oprah, que Kate la hizo llorar tras tener un desacuerdo durante los preparativos de su boda con Enrique en 2018.

Enrique y Meghan residen desde hace más de un año de Estados Unidos y permanecen distanciados de la familia real británica. El pasado fin de semana, un primer intento de acercamiento entre Enrique y su padre, el príncipe Carlos, tuvo lugar luego del funeral de su abuelo, el príncipe Felipe, pero sin llegar a mayores acuerdos, luego de que Carlos se negara a aceptar que su hijo menor haya usado la televisión para ventilar los desacuerdos familiares. (I)