Décadas después de la desintegración del grupo Menudo sigue saliendo a la luz los abusos a que fueron expuestos. Ángelo García, exmiembro de la boyband asegura que durante su estadía en la exitosa agrupación de los 80 y 90, sufrió distintas clases de abusos sexuales.

Según los exmiembros, el mánager de la banda, Edgardo Díaz los expuso a sustancias ilegales, a “depredadores” y “abusaron” de ellos en numerosas ocasiones, escribió El Diario NY.

Johnny Lozada: Así es la vida del ex Menudo como el abuelo más atractivo y consentidor de dos nietos a sus 54 años

Ex Menudo Ángelo García asegura que abusaron de él

Un nuevo documental de HBO llamado “Menudo: Forever Young” sacó a la luz nuevas denuncias por parte de algunos de los exmiembros de la banda, entre ellos Ángelo García, quien afirma que se enfrentaban a agresiones sexuales y abusos físicos a puerta cerrada.

García, quien se unió a la banda en 1988 cuando solo tenía 11 años y la abandonó dos años después, contó que fue abusado “una serie de ocasiones” por “depredadores” que se “aprovechaban de él”.

Publicidad

La primera vez que ocurrió fue en su habitación de hotel con un hombre del cual no reveló su identidad. Según García, la persona le dio alcohol aún sabiendo que solo tenía 11 años hasta que se desmayó.

“Cuando me desperté, estaba desnudo y sangrando, así que supe que habían abusado de mí. Tenía marcas de quemaduras en la cara por la alfombra. Estaba muy confundido y no lo entendía”, dijo en el documental.

Menudo: el exitoso grupo que era la pesadilla de sus miembros

Durante el documental, Raphy Rodríguez, Ángelo García y Andy Blazquez cuenta la pesadilla que vivieron detrás de escena con el mánager de la banda, Edgardo Díaz, quien hoy en día a sus 75 años, sigue negando las acusaciones en su contra.

Sustancias ilegales, negligencia, explotación y acoso fueron denunciadas por los artistas.

Publicidad

Sin embargo, a lo largo de los años, en la banda entraron y salieron muchos jóvenes, en una historia que sumó más de 30 integrantes.

Según “Menudo: Forever Young”, Díaz tenía una “estrategia de la fuente de la juventud” para la banda. Si alguno de los miembros envejecía demasiado, era sustituido, lo que le permitió continuar con su éxito y seguir siendo rentable durante muchos años.

La mayoría de los exintegrantes de la banda alegaron que regularmente no tenían supervisión ni seguridad y que estaban expuestos a sustancias por parte de varios “productores y promotores”. (E)

Te recomendamos estas noticias


Publicidad