Con un acto religioso, El Nacional dejó listo su plantel para el debut este jueves ante América en el campeonato de Serie B, primer paso en busca del retorno a la máxima división de la LigaPro.

Con las pruebas de COVID-19 el equipo cerró sus prácticas en el complejo El Sauce, en Tumbaco, para luego dirigirse al Santuario de El Quinche, una práctica habitual años atrás y que de la mano de sus exfiguras José Villafuerte como DT y sus asistentes técnicos, Carlos Ron y Perdomo Véliz, se retomó antes del inicio del camino en la Serie B.

“Jugadores y cuerpo técnico de El Nacional visitaron el Santuario de El Quinche y recibieron la bendición por parte del sacerdote. Fe, esperanza y deseo de triunfos se entregaron a la santa Madre de Dios en emotivas oraciones”, informó el club.

El juego ante los cebollitas está programado para las 19:00 de este jueves en el estadio Atahualpa.

Para la primera jornada del torneo, Villafuerte presentó una convocatoria de 18 jugadores, con pocos elementos de experiencia, esto ante la imposibilidad de habilitar jugadores por suspensión que pesa en la LigaPro.

También, para su debut en esta categoría, el club criollo logró levantar una suspensión que pesaba en la Ecuafútbol por deudas con distintos acreedores, una situación solventada por el momento.

El Nacional espera resolución de Fiscalía para definir temas de la asamblea de socios

El presente del club es ajustado en lo financiero, con una dirigencia que sigue en espera de la aprobación de sus informes de gestión de la temporada 2020, tras problemas presentados en la asamblea de socios, en enero. (D)