Jorge Célico, técnico de Barcelona SC, abandonó la cancha del estadio Monumental Banco Pichincha en medio de una situación que se ha hecho “una costumbre” en las últimas jornadas: con reproches y voces de rechazo a su gestión tras el empate a 0 cedido ante Universidad Católica, en la sexta fecha de la segunda etapa de la LigaPro.

En seis compromisos, los canarios reportan tres empates, dos triunfos y una derrota, con lo cual suman nueve puntos y están a una distancia de cinco (14) del invicto líder, Aucas.

“Me da la impresión de que, por haber terminado mal, pareciera que hicimos todo mal en el partido. Hubo cosas buenas y es verdad que no se concluyó bien, más que nada sin el control de la pelota, en los últimos 15 minutos el balón pasó al control de la Católica, tal vez nos quedamos con esa imagen”, expresó el estratega en la rueda de prensa posterior al duelo.

Publicidad

“El planteamiento de la Católica fue bueno, nos complicó mucho al cerrarnos los espacios y la línea de pases. En el primer tiempo, a pesar de dominar, no pudimos encontrar ese pase que nos permitiera ponernos en ventaja y cuando lo encontramos no tuvimos la capacidad de concretar, no fuimos eficaces”, añadió Célico.

El estratega argentino fue crítico con el desempeño de su escuadra y reconoció que algunos de sus futbolistas (sin mencionar nombres) no tuvieron el rendimiento esperado.

“Algunos rendimientos individuales no fueron buenos, en algunos futbolistas no se vio lo que venían haciendo en los últimos partidos y eso mermó la posibilidad de llegadas (al arco contrario). Con el buen planteamiento que hizo la Católica tuvo la capacidad de esperarnos, de contragolpear”, indicó el director técnico amarillo.

“En el segundo tiempo, a lo último, ellos tomaron control del partido, nos pusimos nerviosos y comenzamos a correr detrás de la pelota, sin orden y eso nos hizo ver mal, no fue un buen partido”, insistió el gaucho.

Célico es consciente de que su escuadra debe mejorar para “recuperar terreno”, para tratar de lograr el título sin jugar finales de ida y vuelta.

Publicidad

“Esa sumatoria de bajos rendimientos hizo que el equipo se viera mal, hay que mejorar, que los jugadores tengan más tranquilidad para los próximos partidos, la etapa está entera. Voy a conversar sobre esto con los jugadores”, concluyó el entrenador torero.

En la séptima fecha, Barcelona SC irá a Machala para enfrentar a Orense, en el estadio 9 de Mayo. (D)