Las influencias de ciertas personas en las páginas del internet, de las personas creadoras de contenidos en las redes sociales, informan que no confiemos en ninguna vacuna para evitar el COVID–19, descartando la idea de que el virus existe por el simple hecho de que dichos influencers famosos no creen en las vacunas. Esos no son fuentes confiables, auspician contagios, muertes.

Por otro lado, los doctores informan lo importante que es vacunarse, ya que pueden curar a las personas inmunizadas que las ataque el virus porque sus sistemas inmunológicos están más reforzados por la vacuna contra dicha enfermedad.

Tenemos que ser más conscientes, informarnos en la prensa, los informativos de la televisión. El único método que puede ayudar y proteger es la vacuna, porque no es solo una obligación sino una responsabilidad que debemos tomar para poder acabar con la pandemia sin miedo. (O)

Katherine Leonela Sibri Luna, Azogues, Cañar