El arte existe desde siempre, allí están las pinturas rupestres en las paredes de una cueva; las reuniones para intercambiar junto a la fogata; la escritura luego de descubrirse los papiros y la tinta. El arte persiste, sobrevive.

El artista es un creador constante, con su arte inventa algo nuevo, algo intangible, pero supremo. Es un soplo, un relámpago, una nube, una gota de agua. El artista siempre ha estado y estará..., crea y creará a pesar de los obstáculos. El artista busca el despertar de la eternidad. (O)

Pablo Daniel Virgili Benítez, Ibarra, Imbabura