NOTICIAS

Publicidad

Sepultaron en Milagro al abogado José Villalta, quien fue asesinado en el sur de Guayaquil; tras el caso, salen a la luz denuncias de supuestos abusos

El jurista advirtió que supuestamente había sido amenazado por un policía acusado de violación y abuso sexual de sus hijastras.

El abogado José Villalta fue asesinado con seis tiros en la cabeza este jueves en La Fragata, sur de Guayaquil. Foto: Tomado de Twitter

Publicidad

El abogado José Alejandro Villalta fue sepultado la tarde de este sábado en el cementerio de Milagro, luego de haber sido velado en la casa de su familia.

El joven de 30 años, oriundo de ese cantón de Guayas, fue acribillado en el sur de Guayaquil la tarde del jueves cuando estaba en su vehículo.

Le dieron seis disparos en la cabeza cuando supuestamente esperaba a un cliente.

Publicidad

Dos hombres fueron baleados mientras permanecían dentro de un carro en la ciudadela Martha de Roldós

Villalta dejó dos niñas en la orfandad y su caso ha generado polémica, pues, luego del asesinato, el comandante de Policía de la Zona 8 (Guayaquil, Durán y Samborondón), Víctor Zárate, mencionó que el ahora occiso habría estado trabajando como defensor de alguna de las partes involucradas en las masacres carcelarias.

Sin embargo, horas después se conoció en redes sociales que el abogado supuestamente había recibido amenazas de un policía y que desde hace un mes buscaba un guardaespaldas, porque sabía que estaban ofreciendo dinero para matarlo.

Villalta difundió en sus redes sociales que meses atrás un supuesto sicario lo llamó para que supiera que estaban pagando para acabar con su vida, y que hace un mes otra persona le habría informado que alguien estaba dando $ 2.000 en la Penitenciaría para que le dispararan.

Publicidad

El hoy occiso señalaba en sus redes a un policía que ha sido denunciado por su exesposa y por las hijas de esta por presunto abuso. El abogado milagreño las defendía.

Esta revelación también la hizo en Twitter María J. H., la joven de 21 años que aseguró haber sido víctima de violación por parte del exesposo de su madre.

Publicidad

El uniformado ha sido denunciado también por la hermana menor de María J. H. por supuesto abuso sexual, y por la madre de ambas por presunto abuso psicológico, luego de que se divorciaran el año pasado.

María J., quien ahora vive en el exterior, aseguró vía telefónica a este Diario que las violaciones contra ella empezaron hace diez años, cuando su madre comenzó la relación con el uniformado y él se mudó con ellas. Vivían en Boliche, cantón Yaguachi, mientras su padrastro desempeñaba funciones en Milagro.

Ella contó que decidió callar los abusos porque supuestamente su padrastro la amenazó con empezar a abusar de su hermana si ella hablaba. La hermana menor tenía entonces 8 años.

María J. aseguró que su padrastro la violó hasta que tuvo 15 años, y entonces ella conoció a un joven que ahora es su novio.

Publicidad

“Noté que me miraba raro; parece que se puso celoso, y no me volvió a tocar. Entonces, creo que empezó a abusar de mi hermana”, comentó la joven, que hoy estudia Enfermería.

Ella y su hermana se fueron a vivir a Estados Unidos a inicios de 2021. Contó que su madre se separó y se divorció del policía a finales de ese mismo año.

Ellas se mantuvieron en silencio hasta febrero del 2022, cuando la hermana menor de María J. volvió al país para visitar a su mamá. Ahí ella le contó a su madre de los abusos.

“Mi mamá me llamó para preguntarme si a mí también me había tocado, y ahí me enteré de que había estado abusando de mi hermana también. Unas semanas después viajé a Ecuador para poner la denuncia”, dijo.

Una explosión despertó a moradores del suburbio de Guayaquil y provocó daños en una vivienda

Las hermanas tienen fecha para declarar en la cámara de Gessel este lunes 25 y martes 26 de septiembre, pero tienen miedo de acudir tras el asesinato de su abogado.

“A mí me tocaba viajar este fin de semana, pero no iré; que la Fiscalía vea cómo nos toma la versión telemática. Mi hermana y mi mamá, que están en Ecuador, están escondidas, pero ese hombre sigue libre; ha sido convocado muchas veces para dar su versión, y no ha ido”, remarcó María J., quien pide justicia y responsabilizó al exesposo de su madre en caso de que algo les llegue a pasar.

Las denuncias fueron presentadas en Yaguachi. (I)

Publicidad

Publicidad

Publicidad

¿Tienes alguna sugerencia de tema, comentario o encontraste un error en esta nota?

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad