La Izquierda Democrática, este 22 de agosto, expulsó de sus filas a la asambleísta y segunda vicepresidenta de la Asamblea Nacional, Bella Jiménez Torres, con lo cual da por hecho que la representante del Guayas gestionó cargos públicos a cambio de dinero, como se denunció.

El Consejo Nacional de Ética y Disciplina presidido por Carmen Paucar Barros, tras un análisis jurídico y luego de valorar las pruebas, y ante el comunicado emitido por la asambleísta Jiménez, en relación a “los hechos que son públicos y notorios”, resolvió expulsarla del partido y separarla del bloque de asambleístas.

Asambleísta Bella Jiménez responsabiliza a sus asesores de tomarse su nombre y utilizar sus equipos de comunicación personal

Esta organización política inició un proceso sancionatorio ante el Comité de Ética de la Asamblea Nacional, y además anunció que remitirá la documentación respectiva junto con las pruebas del caso a la Fiscalía General del Estado para las investigaciones penales correspondientes. La denuncia presentada el pasado 21 de agosto ante la Legislatura se conocerá en estos días en el Consejo de Administración Legislativa (CAL).

La ID, en su resolución, recuerda que Bella Jiménez Torres firmó y suscribió el Código de Ética y Conducta para Asambleístas Nacionales, bloque Izquierda Democrática, y que se sometió a este en función de su representación como legisladora.

El código de la ID establece que las autoridades electas a la Asamblea Nacional por la Izquierda Democrática que cometan cualquier acto ilícito tipificado serán sancionadas con la expulsión inmediata del partido Izquierda Democrática, su actuación será remitida a las autoridades para la investigación y sanción correspondientes; además, se impulsarán procesos de responsabilidad política para procurar su remoción en la Asamblea Nacional. (I)