La suspensión de 90 días al presidente de la Corte Nacional de Justicia (CNJ), Iván Saquicela, es una medida preventiva y no una sanción, explicó Fausto Murillo, titular del Consejo de la Judicatura (CJ), en una rueda de prensa ofrecida la tarde del viernes.

Murillo justificó que el organismo resolvió suspender a la máxima autoridad de la Corte Nacional, tras recibir dos denuncias, el 18 y 19 de mayo. Los denunciantes señalaron que Saquicela presuntamente habría incurrido en infracciones gravísimas de manifiesta negligencia. Además, en los dos casos se pidió al pleno del CJ que solicite a la CNJ la declaratoria jurisdiccional previa.

En ese sentido, agregó Murillo, la Judicatura procedió a requerir a la Corte Nacional el pronunciamiento previo. Esta acción, dijo, se hizo en apego al derecho y que fue debidamente motivada y fundamentada.

En dos comunicados oficiales, que complementaron las declaraciones de Murillo, se detalló que la primera denuncia fue presentada por el ciudadano F. V. C. I., quien señaló que durante cuatro meses no se ha conformado el Tribunal para que resuelva la caducidad de una prisión preventiva.

Publicidad

Judicatura suspende por 90 días a Iván Saquicela por una presunta negligencia manifiesta; el presidente de la CNJ asegura que se quiere dar paso a la impunidad

La segunda denuncia fue interpuesta por el abogado A. A. G. T. y está relacionada con el supuesto retardo en la tramitación de un caso de extradición, cuya responsabilidad estaba en manos del juez Iván Saquicela, en calidad de presidente de la CNJ.

Sobre este último, el abogado denunciante expuso que el 11 de agosto de 2021 la Secretaría Relatora de la Sala Especializada de lo Penal, Penal Militar, Penal Policial, Tránsito, Corrupción y Crimen Organizado de la CNJ dio cumplimiento a la disposición del Tribunal de que la sentencia del caso causó ejecutoria.

“Sin embargo, el denunciado (Saquicela), mediante providencia de 22 de abril de 2022, dentro del expediente de extradición 44-2021, dispuso oficiar al Ministerio de Relaciones Exteriores el pedido de extradición y traslado del sentenciado”, dice la denuncia.

Según el denunciante, el presidente de la Corte Nacional de Justicia “actuó sin la debida diligencia”, con lo cual demoró “de manera negligente” el cumplimiento de una orden judicial y habría inobservado el principio de celeridad.

Publicidad

Criterio jurídico recomienda al Consejo de Participación Ciudadana no designar a un vocal para el Consejo de la Judicatura

El principal de la Judicatura, durante la rueda de prensa, manifestó: “hay un mensaje firme y fuerte: nadie está por sobre la ley. Todos somos responsables por nuestras acciones u omisiones. Eso es lo que ha ocurrido”.

Murillo insistió que el procedimiento que se ha seguido con el presidente de la CNJ es sido el mismo que se ha adoptado con casos que involucran a otros jueces. Puso como ejemplo la denuncia que Saquicela planteó semanas atrás contra la jueza de Manglaralto, Érika Moriel, quien concedió un habeas corpus a un holandés que tenía difusión roja de la Interpol; la magistrada, por pedido de Saquicela, también fue suspendida por 90 días.

“El Consejo de la Judicatura no mira personas, mira conductas de servidores”, resaltó Murillo e indicó que se espera el pronunciamiento de la CNJ sobre la declaratoria jurisdiccional previa para continuar con el trámite correspondiente.

El vocal la Judicatura, Juan José Morillo, quien también estuvo presente en las declaraciones a la prensa, cuestionó que en el tema con Saquicela “se está pretendiendo confundir a la ciudadanía con hechos políticos”.

Publicidad

Morillo, además, rechazó las insinuaciones de que hay una nueva “metida de mano en la justicia”, como lo ha dicho el principal de la Corte Nacional.

Para el presidente de la CNJ la suspensión de funciones dispuesta por la Judicatura es un intento para evitar que prospere el trámite de extradición del expresidente Rafael Correa. “Quieren impunidad, cuando hay verdad y derecho no hay temor”, publicó Saquicela en sus redes sociales. (I)