El actual director del Servicio Nacional de Atención Integral a Personas Privadas de la Libertad (SNAI), Fausto Cobo, fue designado como el nuevo secretario del Centro de Inteligencia Estratégica (CIES), en remplazo de Galo Robalino.

Aunque aún no ha sido publicado el decreto ejecutivo, Cobo confirmó su nueva designación esta tarde: a la salida del Palacio de Carondelet dijo que dejaría el SNAI. El militar en servicio pasivo estuvo frente a las cárceles un poco más de dos meses.

Fausto Cobo, el militar que ve a las cárceles como una ‘zona de guerra’, asumirá la crisis del SNAI

Cobo se convierte en el tercer funcionario al frente del CIES, luego del ministro de Defensa, Fernando Donoso, y Robalino.

El presidente Guillermo Lasso pidió la renuncia a Robalino el 19 de septiembre pasado, luego de que EL UNIVERSO publicara que el funcionario no había declarado el impuesto a la renta los últimos 12 años. En esa ocasión, Robalino se justificó diciendo que sus empresas pagaban ese tributo, pero no aclaró por qué él, como persona natural, no había hecho las declaraciones.

Además, el reportaje reveló que una empresa empresa de Robalino, Ghozanty S. A., tuvo tres contratos con Petroecuador por un total de $ 42 millones, firmados en 2011, que fueron terminados unilateralmente por la estatal petrolera, pues la Superintedencia de Compañías disolvió esa sociedad luego de verificar que no tenía actividades en sus oficinas. Robalino señaló que esa fue una decisión política del gobierno de Rafael Correa.

El presidente Guillermo Lasso declara en emergencia al sistema carcelario

Cobo señaló que el presidente lo ha llamado para una tarea igual o más difícil, que es la inteligencia estratégica, que no se ha solucionado el problema estructural de las cárceles y que quien quedará a cargo es el coronel en servicio pasivo Bolívar Garzón, quien manejó la cárcel de Cotopaxi, donde logró apaciguar la violencia.

Director del SNAI, Fausto Cobo, habla de cierre de varias cárceles por la situación de esos centros

“Los hombres de bien estamos para asumir las responsabilidades que nos corresponden. Me tocó una tarea estratégica sumamente grave: imponer la ley y el orden en el sistema penitenciario. Hoy el presidente me ha llamado para colaborar en una tarea igual o más difícil”, señaló Cobo.

Cobo, quien además ha sido asambleísta, ingresó al SNAI en medio de la crisis del sistema carcelario por la ola de violencia y muertes en su interior, y con el respaldo de una declaratoria de emergencia de los centros por parte del Gobierno. (I)