“Fuera, correístas, fuera”, “fuera, golpistas, fuera”, estas fueron algunas de las consignas que se escucharon la mañana de este sábado en La Moya, en Pelileo, provincia de Tungurahua.

Ese fue el lugar de concentración de cientos de simpatizantes del movimiento CREO, que con pancartas y gritos respaldaron, por más de tres horas, la gestión del Gobierno y del presidente de la República, Guillermo Lasso. El evento fue denominado “Encuentro por la defensa de la democracia”, al que el movimiento oficialista convocó en días anteriores.

CREO convoca a un encuentro por la ‘defensa de la democracia’

Los asistentes, que aseguraron que provenían de las 24 provincias del país, recordaron con fotografías a César Monge, el exministro de Gobierno recientemente fallecido a causa de un cáncer y considerado uno de los artífices del triunfo de Lasso en las últimas elecciones.

En la concentración estuvo también el presidente nacional del movimiento, Guido Chiriboga, quien arribó alrededor del mediodía y dio por iniciado el programa. Chiriboga anunció a los presentes que el primer mandatario se encontraba en Guayaquil.

Publicidad

El presidente de CREO en Tungurahua y gobernador de esa provincia, Fernando Gavilanes, dijo que el movimiento no estaba “ni dormido, ni no tenía fuerza, porque está presente en todo el Ecuador”, y que se evidencia con el respaldo al presidente de la República.

Gavilanes destacó como uno de los principales logros del régimen el proceso de vacunación contra el COVID-19.

Oswaldo Coronel, gobernador de Cotopaxi, quien también estuvo en la concentración, criticó a “aquellos que quieren paralizar el país, que tienen intereses personales o aquellos que tienen radicalismos ideológicos”.

Guillermo Lasso ofreció un acto de desagravio a Galo Lara y Carolina Llanos

Mientras, Chiriboga resaltó el apoyo en las urnas, en abril pasado, que tuvo Lasso en la provincia del Tungurahua, en donde, según él, obtuvo el 75,8 % de los votos.

En la tarima también estuvo el exasambleísta Galo Lara, quien tras ser declarado inocente en el caso Quinsaloma, junto con su pareja Carolina Llanos, recibió un acto de desagravio por parte del presidente Lasso en el Palacio de Carondelet, el 18 de octubre pasado.