Este lunes la alcaldesa del condado Miami-Dade, Daniella Levine Cava, informó que los equipos de búsqueda han extraído otros tres cuerpos de entre los escombros del edificio derrumbado en Surfside (Florida, EE.UU.), con lo que el saldo de víctimas mortales se eleva a 27.

Tras los cuerpos recuperados hoy, la cifra provisional de desaparecidos por el colapso parcial del edificio Champlain Towers South quedó en 118, mientras que la de personas localizadas se ubica en 191, de acuerdo a la reciente contabilidad oficial.

Los equipos de búsqueda y rescate retornaron poco antes de la medianoche del domingo al lugar del siniestrado edificio, es decir poco después de que por motivos de seguridad fuera demolida la parte que había quedado en pie, y sobre la 01:00 hora local de este lunes ya trabajaban “al 100 %”, informó Levine Cava.

La alcaldesa señaló que no fue tomada a la ligera la decisión de demoler lo que quedó del edificio residencial tras el derrumbe ocurrido la madrugada del pasado 24 de junio, pero ello ahora permite a los rescatistas realizar sus labores en una área inestable que no era accesible.

Añadió también que dieron “todos los pasos posibles”, que incluyó el uso de drones con sensores de calor y una búsqueda “con riesgo para los propios socorristas”, de cara a encontrar mascotas dentro de la estructura del edificio y antes de que proceder a su demolición, la cual se efectuó pasadas las 22:30 del domingo.

Sobre la tormenta tropical Elsa, que este lunes está impactando en Cuba, las autoridades locales señalaron que aunque los últimos patrones de trayectoria apuntan a que alcanzará entre el martes y miércoles la costa oeste de Florida no se descartan fuertes lluvias y vientos en Miami-Dade y otras partes del sureste del estado, así como inundaciones y hasta tornados.

En el que es el día 12 de búsqueda entre las montañas de escombros, la alcaldesa reiteró que los bomberos y demás integrantes de los equipos de rescate, entre los que se incluyen especialistas de Israel y México, hacen su labor con la misma resolución con la que lo han hecho desde el primer día.

Las causas del derrumbe del Champlain Towers están bajo investigación y ya ha comenzado una batalla legal en busca de compensaciones por daños por parte de algunos de los residentes en el edificio residencial, construido en 1981.

Según se ha sabido por documentos existentes en los registros de la Alcaldía de Surfside, el edificio tenía problemas estructurales que fueron detectados en 2018 por una firma de ingenieros y cuyas costosas reparaciones recomendadas no habían sido abordadas completamente. (I)