Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua y Costa Rica cumplen este miércoles 200 años de independencia. Olga Aguja, embajadora de Guatemala en Ecuador, dice que la región es el puente natural entre América del Norte y América del Sur y destaca que desde hace más de tres décadas vienen trabajando para buscar la integración regional que les ha permitido lograr ciertos avances. La diplomática cuenta también cómo es el vínculo comercial de su país con Ecuador.

Centroamérica cumple este 15 de septiembre su bicentenario de independencia, ¿cómo han evolucionado estos países en 200 años?

Centroamérica cumple los doscientos años de independencia luego de la transición histórica en 1821, cuando Xoconusco, Chiapas, que pertenecen ahora a México, Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua y Costa Rica decidieron dar un paso adelante para la independencia de la colonia española. Ha pasado este tiempo y a partir de 1951, Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua y Panamá trabajamos en torno a la integración ya moderna, pusimos en marcha la Organización de los Estados Centroamericanos como una organización regional para sentar las bases de la integración económica, social y política conjunta guardando la independencia de cada uno, y luego ya en 1991, hace treinta años, creamos el Sistema de la Integración Centroamericana (SICA), que representa el marco político institucional de la integración centroamericana y sus pilares fundamentales fueron de carácter político, social, cultural, económico, manejo sostenible.

¿Cómo está actualmente la integración de la región y qué han desarrollado o tienen previsto desarrollar?

Publicidad

Ya no somos los únicos seis países, se nos unieron Belice, que obtuvo su independencia en los años noventa, en el 2000, y República Dominicana, en el 2013. Actualmente somos ocho países, es una región con mucha diversidad, somos el puente natural entre América del Norte y América del Sur, un canal que une a los dos grandes océanos que rodean a Latinoamérica con una población significativa de entre cincuenta y cuatro millones de habitantes. Toda esta integración ha facilitado, de manera sustantiva, la resolución de diferencias. El papel que jugó el SICA durante los años ochenta, que teníamos conflictos armados, fue muy sustancial... nos ha permitido firmar acuerdos comerciales extrarregionales. Hemos logrado la movilidad de personas en el tema migratorio, todos los centroamericanos podamos viajar dentro del SICA. Hemos homologado los sistemas educativos. Estamos incrementando planes de protección del Corredor Biológico Centroamericano, la interconexión eléctrica para toda Mesoamérica, que incluye a México y Colombia.

Como bloque tenemos al Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), que es la principal fuente financiera de la región. A través de este banco hemos podido fortalecer proyectos sustentables, proyectos y posible financiamiento para construir hospitales, carreteras fuertes, plantas de gas natural, escuelas, agua y saneamiento, pero dependerá de los propios intereses de cada país.

Ya hablando de Guatemala, ¿cómo es la relación comercial que tiene con Ecuador?

Está bastante bien, el 3 de septiembre se culminaron las negociaciones de la primera ampliación del acuerdo comercial que tenemos y que está vigente, eso es muy importante porque nos permite incrementar el intercambio comercial bilateral. El acuerdo comercial lo firmamos en el 2013 y contempla 614 productos, lo vamos a ampliar a 150 productos adicionales. Con esta negociación se extienden las preferencias arancelarias y, sobre todo, lo estamos haciendo en los productos que tanto Ecuador tiene inversión en Guatemala como Guatemala en Ecuador.

¿Cómo están las inversiones bilaterales actualmente?

Guatemala en Ecuador tiene inversiones enormes, adquirió el 50 % de las acciones de Pronaca en el 2017 y de Tesalia se adquirió el 50 % en el 2012. Otra inversión es la de Solubles Instantáneos, es reciente, se logró finiquitar en el marco de la pandemia. La cuarta inversión que tenemos es Universal Sweet Industries, que desde el 2018 se adquirió también el 50 %. Esto refleja el grado de afinidad que tenemos entre Ecuador y Guatemala, son inversiones que pueden ver en el sistema financiero de ustedes, son muy fuertes. Y por parte de ustedes tenemos una planta grande de Cartopel, que se encarga de la producción de papel y cartón, en Guatemala, que es Empaques San Lucas.

Publicidad

Todas las partidas arancelarias que se han ampliado van a beneficiar a todas estas empresas, porque es importante que todo lo que se produce se pueda también intercambiar. Tanta es la concordancia y formas de dirección, de producción, de gerencia, que permiten consolidar relaciones y proyectarse conjuntamente a un tercer país como el caso de Panamá con la producción avícola con la inversión de la familia Bakker y Pronaca.

¿Qué productos se comercializan entre Guatemala y Ecuador?

Desde Guatemala, dentro de los principales productos que van a Ecuador, tenemos alimentos preparados para animales, productos diversos de la industria química, insecticidas, herbicidas, desinfectantes, detergentes, jabones, etcétera. Y desde Ecuador están el camarón, langosta, derivados de petróleo, manufactura de cerámicas, aparatos electromecánicos para uso doméstico y materiales plásticos.

En el tema de la pandemia, ¿cómo ha enfrentado Guatemala el COVID-19 y qué apoyos extranjeros ha recibido?

Nos incorporamos, al igual que ustedes, dentro del mecanismo Covax y lo que buscábamos era una asignación justa y equitativa de vacunas para todos los países, pero esto lamentablemente no ha sido posible. Si se mira el mapa global, somos varios países que estamos en rojo (…). Estamos luchando por la adquisición de vacunas. La aplicación de dosis administradas asciende a un poquito más de cinco millones, nos falta mucho por hacer todavía. Hemos estado recibiendo vacunas dentro del mecanismo Covax y en este último vacunas donadas de España y Canadá, Estados Unidos, México, India e Israel, y las Sputnik de Rusia que han sido adquiridas por el Gobierno.

Algo muy importante para nosotros es el caso de Ecuador, un ejemplo de liderazgo en el manejo de la vacunación. Considero que la OMS debe hacer que Ecuador pueda difundir el avance de su gestión en el manejo de la pandemia a través de los organismos multilaterales, es un ejemplo para el mundo. Ya han llegado a dieciocho millones de dosis administradas, eso difícilmente lo puede hacer un país. (I)